La sucesión de Pablo Iglesias

1
Se lee en minutos
Ione Belarra.

Ione Belarra. / DAVID CASTRO

Momentos finales para Podemos en su Vistalegre IV , extrañado a Alcorcón. Los candidatos han presentado sus credenciales , entre críticas de la oposición; una, 'in absentia' , Ione Belarra , la favorita . Por ahí podíamos empezar, todo un gesto: Belarra quiere que su mandato, inevitable si se observa el baile , sea coral y femenino.

Una huida de los híperliderazgos  que han caracterizado a Podemos desde sus inicios , polarización casi no resuelta entre Pablo Iglesias e Iñigo Errejón, hoy circa socialista . Lo de feminizar, sí, a veces Podemos parecía una pelea de garañones .

Es una Asamblea con dos sombras: la primera, Iglesias; la segunda ,los fracasos  electorales, con una advertencia severa en Madrid, a pesar de la mejora .

En todo caso , es difícil sobrevivir con honestidad sin reconocer que Podemos ha marcado un amanecer en la política española, también institucional, con méritos indudables, aunque solo sea por reconocer su agitación de las aguas mortecinas del bipartidismo. 

Apenas ha pasado un año de Vistalegre III pero muchas cosas; Podemos sigue en el Gobierno , sin Iglesias; la candidata favorita, como entonces, es una ministra . Dos Asambleas de Gobierno, insólitas si nos retraemos al  momento fundacional de Podemos.

No parece que en un año quepan cambios ideológicos apreciables, en todo caso, estratégicos . La convivencia dentro del Gobierno de coalición no es fácil , el diálogo parece el conjuro y el futuro de la propia viabilidad útil de Podemos . Por lo demás, Podemos avanza hacia la normalidad , con todos sus avíos , es decir, un partido normal al que se le pueden hacer preguntas normales. 

Noticias relacionadas

¿La sucesión exprés es continuidad? ¿Es viable un Podemos fuera del Gobierno? ¿Irene Montero , antes preferida, aceptará seguir siendo segunda de casi todo? ¿Puede Podemos seguir en el Gobierno sin perder sus virtudes fundacionales? ¿Son compatibles Ione Belarra y Yolanda Díaz, señalada por Iglesias?

Esperemos a la militancia , más tuitera que participativa . Y no olvidemos el 'alcorconazo', el chico acabó derrotando al Real Madrid.