Fútbol femenino

¿La Copa de la Reina?

La sorpresa ha sido al ver que ni siquiera en la final se ha presentado nuestra reina. Si algo necesitan las jugadoras, aparte de mejorar su sueldo, es reconocimiento

1
Se lee en minutos
 Las jugadoras del FC Barcelona celebran el título de la Copa de la Reina

 Las jugadoras del FC Barcelona celebran el título de la Copa de la Reina / JUANJO MARTÍN (EFE)

Nunca olvidaré el día en que apareció en televisión la futura reina de España haciendo callar al entonces príncipe Felipe. El famoso “déjame terminar”. Se me llenó el corazón de esperanza y alegría al pensar que una mujer periodista, divorciada y aparentemente feminista había entrado en la Casa Real española. Esa institución se merecía algo así, pensamos muchas. Años más tarde, la sociedad avanza hacia un mundo con más igualdad de género y el feminismo hace pasos de gigante. Y aunque falte mucho por hacer, vamos por buen camino. Un ejemplo de ello son las jugadoras profesionales de fútbol, que aunque cobran una miseria, cada vez están más visibilizadas. A mí no me gusta el deporte, pero como buena feminista apoyo a las jugadoras y como en casa siempre hemos sido del Barça, pues las sigo a ellas. A esas cracks, que este año lo han ganado absolutamente todo. Pero incluso así, siguen con una brecha salarial enorme. El jugador hombre del Barça que menos cobra se lleva más dinero que toda la plantilla de mujeres jugadoras del Barça. Que triste que esto no sorprenda a nadie, ¿verdad?

Noticias relacionadas

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

La sorpresa ha sido al ver que ni siquiera en el partido de la final de la Copa de la Reina se ha presentado nuestra reina. Si algo necesitan las jugadoras, aparte de mejorar su sueldo, es reconocimiento. Eso que nos cuesta tanto a las mujeres en general. Sabemos que si accedemos a puestos de responsabilidad tenemos que dar el 200% para que nos tomen en serio y esas mujeres, esas jugadoras profesionales así lo han hecho, ganando todos los títulos posibles. Pero ni así han conseguido el reconocimiento de la mujer más poderosa de nuestro país. Eso sí, Letizia no ha faltado jamás a ninguna final de jugadores hombres, donde se disputaba la Copa del Rey. ¿Será que le gusta más ir de acompañante que ser la protagonista? No sé. Al final, la encargada de entregar el trofeo fue Ana Toledano. Ex jugadora de baloncesto y enferma de esclerosis múltiple. Igual lo que hay que hacer es cambiarle el nombre al título y, en lugar de la Copa de la Reina, llamarla la Copa de la Guerrera.