30 sep 2020

Ir a contenido

Obras artísticas bajo la lupa

Las actrices Vivien Leigh y Hattie McDaniel, en un fotograma de ’Lo que el viento se llevó’. 

'Lo que el viento se llevó' y la cordura

Imma Sust

Si seguimos infantilizándolo todo tanto y sacando el arte de contexto, acabaremos pintando de blanco el techo de la Capilla Sixtina

Leo la noticia sobre el debate de si es o no es racista 'Lo que el viento se llevó' y me pongo de los nervios. No por el hecho de que la tachen de racista, porque efectivamente lo es. Me indigna que se planteen sacarla de las plataformas de cine. Será racista pero también es feminista a tope. Presenta a una mujer empoderada que hace lo que sea necesario para sobrevivir. Luego, es la película que le dio un Oscar a la primera persona afroamericana. La genial Mammy. Dicho esto, somos muchos los que pensamos que si las obras de arte son descontextualizadas, ni tienen sentido ni se pueden entender. 'Lo que el viento se llevó' es racista, 'El último tango en París' es machista y 'La naranja mecánica' tremendamente violenta. No podemos juzgarlas ahora y apartarlas, es una barbaridad.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Pero muchos tienen miedo y prefieren evitar las posibles criticas. La directora de la mítica serie 'Friends' ha pedido perdón porque no salían personas 'racializadas' en su serie. A mí me parece más racista llamar a alguien 'racializado'. Todas las personas negras que conozco no se sienten demasiado a gusto con este término. ¡Todas somos personas racializadas! Todos somos ciudadanos del mundo y nadie tendría que ser tratado de forma diferente ni por su condición sexual, ni por el color de su piel ni por los genitales con los que ha nacido. Aclarado esto, no mezclemos las cosas. El arte es arte. Se hace en un momento determinado y así hay que verlo. Y si no te gusta 'Lo que el viento se llevó', pues no la mires. Pero te va a costar encontrar la película perfecta. Por no hablar de las películas de Disney. Machistas, racistas, homófobas, fascistas... ¡lo tienen todo! No entiendo por qué no las eliminan. Igual porque si lo hacen, nos quedaríamos sin nada que ver. 'Lo que el viento se llevó' fue estrenada en el año 1939. ¿Y si nos preocupamos de las barbaridades que se hacen ahora? La fiesta de los toros, por ejemplo. ¿Eso sí es arte no? Si seguimos infantilizándolo todo tanto y sacando el arte de contexto, acabaremos pintando de blanco el techo de la Capilla Sixtina.