07 abr 2020

Ir a contenido

Sondeo de GESOP

Mitin de Pedro Sánchez en Mislata (Valencia).

MIGUEL LORENZO

Un escenario más complejo que hace seis meses

Àngels Pont

Vox es el único partido que crece con fuerza y tiene la mayor fidelidad de voto cara al 10-N

Empezamos la campaña electoral con un escenario más complejo de lo que surgió en las elecciones de hace seis meses, el pasado 28 de abril, y con algunos interrogantes por resolver. Habrá que ver si la semana de campaña que queda por delante los aclara.
Desde la convocatoria de las elecciones, han pasado varias cosas que mantienen «sobresaltada» la opinión pública del país. Y las encuestas parecen indicar que esto se ha traducido en mejores expectativas para los partidos más extremos, específicamente para Vox el conjunto de España. A principios de octubre se captó una primera subida de la formación de Abascal, que el paso de las semanas y de los acontecimientos ha contribuido a reforzar.

De acuerdo con los datos de la encuesta que publica EL PERIÓDICO, Vox es ahora mismo el único partido que crece con fuerza: es la formación con una mayor fidelidad de voto y, además, recibe un contingente importante de sufragios procedentes tanto del PP como de Ciudadanos, que le auguran la posibilidad de conseguir la tercera posición y de acercarse a los resultados que Rivera obtuvo hace seis meses, cuando aspiraba a ser el primer partido de la oposición.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

En el polo opuesto encontramos una fuerte caída de Ciudadanos, seguramente el principal damnificado de la repetición electoral, que parece tener pocas posibilidades de dar la vuelta a la rueda descendente en la que ha entrado, cediendo votos mayoritariamente al PP, pero también a Vox y, en menor grado, al PSOE. Gracias a los sufragios de Ciudadanos, el PP crece, pero de forma más moderada de lo que se podía prever, debido a la competencia que le presenta la radicalidad de Vox.

Pedro Sánchez consigue un resultado similar al del 28-A y el PSOE será el partido más votado, pero sin la fuerza que esperaba cuando decidió o se vio abocado a unas nuevas elecciones. En el mejor de los casos se encontrará en una situación similar a la de entonces, pendiente de Unidas Podemos, que también obtendrá unos resultados parecidos, de la representación testimonial de Íñigo Errejón y de las formaciones nacionalistas y/o independentistas.

La situación en Catalunya

Catalunya, con nueve partidos que aspiran a obtener representación, tampoco ofrece una imagen de estabilidad y menos aún de desbloqueo. Los resultados son relativamente similares a los del 28-A, pero con la novedad de la CUP, que podría obtener entre cuatro y cinco escaños e, incluso, aspirar a superar la candidatura apoyada por Puigdemont. En cualquier caso, aparte de la entrada de la CUP por un extremo, por el otro también mejoran resultados Vox y el PP, a costa básicamente de Ciudadanos. Sea cual sea el reparto final, las transferencias entre bloques son inexistentes y las fuerzas independentistas probablemente superarán por primera vez la barrera del 40% en unas elecciones generales, gracias a un aumento de la participación entre los independentistas.

A principios de octubre, el bloque de izquierda (PSOE, UP y En Comú-Podem) sumaba 5,4 puntos más que el bloque de derecha (PP, Cs y VOX). Ahora la diferencia se ha reducido a dos puntos. Queda una semana de campaña, seguiremos testando el estado de la opinión estos días y estudiaremos la influencia de los acontecimientos, que en esta ocasión pasan menos por declaraciones y debates y más por Catalunya, que está en el punto de mira. Según lo revela la encuesta, casi la mitad del electorado tendrá mucho o bastante presente esta cuestión a la hora de votar, sobre todo los votantes de los partidos independentistas, pero también los que piensan optar por Ciudadanos, el PP o Vox.