Ir a contenido

Ignorantes de las series

Jon Nieve (Kit Harington) y Daenerys Targaryen (Emilia Clarke), en el último episodio de ’Juego de tronos’. 

HELEN SLOAN (EFE)

A contracorriente

Imma Sust

Las personas que alardean de no haber visto nunca 'Juego de tronos' solo van al revés para sentirse más interesantes

El 19 de mayo, se emitió del último episodio de la serie 'Juego de tronos' y la mayoría de los fans andamos como almas en pena desde entonces. Sedientos de serie, nos pasamos las noches buscando por las distintas plataformas, alguna cosa parecida que dé sentido a nuestras vidas. Lo que no ha terminado y sigue apareciendo en artículos, redes sociales y tertulias de radio es el constante bombardeo de personas que jamás han visto esta serie y por alguna extraña razón, quieren que el mundo lo sepa. Como si no saber algo tuviera algún valor positivo. Desde pequeñita, me enseñaron que si alguien hablaba de algo que yo no sabía, lo mejor que podía hacer era aprenderlo. Luego, si no me interesaba, lo que tenía que hacer era disimular. ¿Pero hacer bandera de la ignorancia? Eso sí que no.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Intento entender a esa gente analizando diferentes perfiles. Se trata de personas que sistemáticamente van a contracorriente. Eso estaría genial si estuviera sustentado por alguna idea o por algún interés, pero no hay rebeldía en ellos. No luchan por un mundo más justo, solo van al revés para sentirse más interesantes. Los que no ven 'Juego de tronos' son los mismos que empiezan a fumar a los 40, que no tienen móvil o que no practican sexo porque está, dicen ellos, sobrevalorado. Personas que van a contracorriente sin ningún rumbo ni sentido. Es muy triste. Alardear de que no te interesa algo que han visto más de 17 millones de personas en directo te tendría que hacer reflexionar. Como mínimo te tendría que provocar un poco de curiosidad. Luego, si la quieres criticar, mírala. Y lo más fuerte es que usted, ser desconocido que no ha visto jamás ni un minuto de 'Juego de tronos', tiene la posibilidad de ver 80 horas de televisión absolutamente increíbles. Luego si quiere, me llama y comentamos enfadados el final, pero lo feliz que será viendo eso no se lo quita nadie. Envidia me dan todas esas personas. Si pudiera, me borraría de la mente la serie para poder verla una y otra vez. Y a los que no la verán jamás, solo les puedo decir una cosa: ¡Dracaris!