Ir a contenido

Análisis

Camión de bomberos conectado en el IOT Solutions World Congress, el congreso de la internet de las cosas.

Ferran Nadeu

Barcelona, a por la Champions digital

Salvador Tasqué

Muchos rankings posicionan a Barcelona como un 'hub tecnológico' referente, donde grandes empresas sitúan sus centros de innovación y desarrollo tecnológico. ¿Por qué Barcelona? ¿Con qué otras ciudades compite?  En Estados Unidos, con San Francisco, en Asia, con Singapur. ¿Y en Europa?

Haciendo un símil futbolístico nos preguntamos qué ciudad europea ganaría la Champions de la tecnología. Barcelona es una de las pocas que está en semifinales. Con Londres afectada por el 'brexit', todo apunta a un duelo  entre Paris, Berlín, Ámsterdam y puede que algún candidato de última hora… No serán semifinales fáciles.

Para entender qué posición tenemos respecto a nuestros posibles rivales debemos conocer dónde se siente atraído el talento y a dónde va el capital emprendedor.

Sobre el talento hay que contar con el criterio de los nómadas digitales, que eligen donde vivir y trabajar. En un reciente ranking de Forbes, que valora las ciudades por trabajo, calidad de vida, tiempo libre, Barcelona figura en tercer lugar, por delante de París y Berlín. Pero la sobrepasan dos capitales sorpresa, Belfast y Lisboa.

En Belfast con una creciente oferta de empleo digital, las pocas horas de sol se  compensan con espacios de 'coworking', tecnología o vivienda de alquiler. Lisboa se ha reinventado junto a un gran evento tecnológico como es el Web Summit.

¿Y en el caso del capital emprendedor o venture capital? El experto en tendencias urbanas, Richard Florida, clasifica las 10 primeras ciudades mundiales: San Francisco acapara el 16% del capital, Beijing, el 14% y New York, el 6%. Pero solo aparece una ciudad europea, Londres, lo que señala que "la capacidad de crear un ecosistema de start-ups" es el factor peor valorado en las urbes europeas. Aunque en este ámbito Barcelona adelanta a Belfast y Lisboa, el camino aún es largo.

La ciudad que además de atraer el talento sepa crear un entorno que vincule start-ups, grandes corporaciones y pymes innovadoras podrá convertirse en uno de los grandes hub europeos de la tecnología digital.

¿Con que equipo hay que salir a ganar? Son muchos los activos de Barcelona, pero se necesitaran más programas de aceleración, más y mejores espacios para las start-ups y los centros digitales de las corporaciones, mayores y mejores capacidades tecnológicas como el 5G, nuevos programas de formación, nuevos 'innovation labs y hubs'. Ademas de contar con la colaboración público privada y el compromiso de instituciones y empresas.

Barcelona, además, tiene un activo que no poseen otras ciudades europeas como es, con la plena implicación de Fira, la capacidad de organizar grandes eventos internacionales (Mobile World Congress, Smart City Expo, IOT, Retail World Congress…) que ayudan a poner en valor la tarea realizada y atraer talento y capital. Congregan a empresas y profesionales de todo el mundo y generan nuevos ecosistemas conectando el talento con la inversión, la creatividad,  la innovación y nuevos modelos de negocio.

Barcelona, París, Berlín, Ámsterdam, Lisboa, Belfast…vamos a por la Champions!

Temas: París Berlín