Ir a contenido

La inversión en I+D

Financiación de la investigación y avances científicos

LEONARD BEARD

Financiación de la investigación y avances científicos

Judit Vall Castelló

Los especialistas y la sociedad en general deben 'controlar' que eventos como 'La Marató' no fomenten restricciones por el sector público

El domingo pasado se celebró en Catalunya 'La Marató' de TV-3, que recauda fondos para sensibilizar a la sociedad y para impulsar la investigación biomédica en distintas enfermedades. Cada año, los fondos van destinados a grupos de investigación que se centran en avanzar en el conocimiento y tratamientos para enfermedades concretas; este año era el quinto en que la recaudación se dedica a la investigación sobre cáncer.

'La Marató' empezó en 1992 para fomentar la investigación contra la leucemia y consiguió recaudar un total de 1.230.128 euros en ese primer año. La cantidad de dinero ha ido aumentando, más o menos de manera progresiva, hasta llegar a cantidades que superan los 10 millones de euros. Este año la cifra alcanzada es de 10.715.430 pero, seguramente, seguirá aumentando la recaudación porque las aportaciones se pueden realizar hasta el próximo 31 de marzo.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Mi impresión es que, en general, mucha gente está sensibilizada sobre la importancia de la investigación para fomentar nuevos tratamientos que ayuden a mejorar el pronóstico de estas enfermedades. Desafortunadamente, el cáncer es una de las enfermedades que más extendidas está en los países desarrollados… prueba de ello es que prácticamente todos tenemos familiares o amigos que luchan para superar la enfermedad. De todas maneras, también conozco a gente escéptica con este tipo de eventos (como 'La Marató') con dos argumentos principales: la investigación biomédica debe ser financiada con dinero público y el dinero invertido en investigación y desarrollo (I+D) no se traduce en descubrimientos y se pierde en el camino.

Por eso me propongo comprobar si hay evidencia científica de que la inversión en I+D sea útil para avanzar en el tratamiento de las enfermedades y sobre la relación entre la inversión pública y la privada. Para ello me voy a centrar en el caso de EEUU, que es donde hay más evidencia sobre estos efectos. Los estudios realizados en las décadas de los 80 y 90 muestran que el número de publicaciones científicas de relevancia aumenta en 10 por cada millón de euros adicionales invertidos en I+D. El último estudio publicado utiliza datos más recientes, de 1990 a 2009, y se centra en el área de química. Los efectos son todavía mayores: cada millón de dólares de financiación adicional en I+D se traduce en 19 artículos científicos relevantes adicionales.

También es importante subrayar que la mayoría de estudios concluyen que la financiación privada actúa como complemento (y no como sustituto) de la financiación pública. Obviamente, somos los investigadores y la sociedad en general los que debemos 'controlar' que eventos como 'La Marató' no fomenten restricciones en la financiación de la investigación por parte del sector público, pero creo que vale la pena no renunciar a ninguna fuente de financiación porque, como hemos visto, son realmente catalizadoras del ritmo de avance científico que es, en definitiva, lo que determina nuestras posibilidades de superar las enfermedades graves.