Ir a contenido

ANÁLISIS

Si sucede, será el final más romántico que podría tener la película de una vida dedicada con pasión al fútbol. ”Yo acabaré otra vez donde empecé. Mis últimos pasos los daré en la cantera, ojalá sea en el Barça.” Así le ha contado sus planes de futuro a Jorge Valdano en 'Universo Valdano' de Movistar Liga de Campeones.

Suena bien que el hombre que subió al Barça al cielo y le llevó a levantar 14 títulos en cuatro años piense en ayudar al club a fabricar nuevos Iniestas, Xavis o Messis. Justo ahora que la cantera azulgrana apenas tiene peso en el primer equipo. Justo en estos días en los que jugadores de la talla de David Silva o Henry han contado quién ha sido Guardiola en sus vidas.

“Con 30 años aprendí de nuevo a jugar al fútbol”, explica Thierry Henry en una deliciosa tertulia en la cadena británica Sky Sports. Habla el delantero francés de las enseñanzas tácticas del técnico de Sampedor, de su concepción de los espacios y de su esmero en cuidar cada detalle ”a veces cambiábamos de táctica cinco veces  en una parte”.

Una década después de aquellas vivencias de Henry en el Barça del sextete, otro futbolista reflexiona de forma parecida sobre lo que diferencia a Guardiola de otros entrenadores: "Es un genio, ve las cosas antes de que ocurran y eso es una ventaja", cuenta David Silva en 'Premier League Show'. "Pep me ha enseñado a fijar mi posición, a no moverme sin sentido y a esperar el balón". Un discurso parecido al de TiTí y que probablemente podrían recitar de memoria Robben, Ribery o Sterling.

La versión de Amazon

La otra vertiente más desconocida de Guardiola la vimos hace unos días vía Amazon, en el documental 'All or nothing'. Una versión menos táctica y más cañera del Pep 'coach', del puro motivador, del que toca la fibra sensible de sus jugadores mientras éstos le escuchan sin pestañear apelar a que "la única diferencia entre Real Madrid, Barcelona y vosotros es que ellos son jodidamente creyentes. Para subir la montaña más alta no hace falta la pizarra, sino el corazón y la cabeza. Está todo ahí. ¡Somos buenos cuando tenemos el control, pero somos mejores cuando somos jodidos animales!"

Se cumplen 10 años del debut de un futbolista que ha marcado una época gloriosa en el Barça y la selección. En septiembre de 2008 Guardiola hacía debutar a Sergio Busquets con 20 años ante el Racing de Santander. No sería extraordinario si no fuese porque venía de perder en su debut como técnico del primer equipo frente al Numancia. Ese gesto en ese momento define al entrenador que marcó una época inigualable.

Si 10 años después de comenzar todo Guardiola desliza que desearía acabar su carrera en la cantera del Barça, que le vayan preparando el despacho, la pizarra y un vestuario con buena acústica, que Messi algún día querrá colgar las botas y hará falta un buen plan B... o plan Pep.

Temas: Luis Enrique

0 Comentarios
cargando