Ir a contenido

ideas

Màxim Huerta.

Cultura hoy, camisetas mañana

Miqui Otero

Sobre la moda de estampar titulares y frases en camisetas, en una moda y una cultura cada vez más efímeras

Las noticias de hoy serán las películas del mañana, cantaban los Love hace medio siglo. En el 2018, los titulares de hoy, incluso los tuits ingeniosos, pueden ser las camisetas de mañana. De unas horas después.

El 'New York Magazine' anunció que algunos de sus titulares mutarían a eslóganes que estamparían sobre la marcha en camisetas, para venderlas de forma instantánea gracias a un acuerdo con Amazon. Frases como "¿Qué hacen Jared Ivanka todo el día?", en alusión a la hijísima de Trump, o "Cuatro hombres y Greta Gerwig", al hilo de la nominación a mejor dirección de cuatro tipos en los Oscar-más-feministas. Quizás ahora que la gente tiene cierta alergia a pagar por las noticias en papel, no sea mala idea colocar los titulares en torsos, si bien estas camisetas efímeras no casan con un consumo de ropa (y de cultura) sostenible.

De hecho, muchas marcas llevan ya cierto tiempo haciéndolo: camisetas con la disculpa de Zuckerberg por el escándalo Facebook y de "Miranda presidente", de cuando una actriz de 'Sexo en Nueva York' amenazó con presentarse a las elecciones.

En su novela 'Intercambios', David Lodge planteaba a un tipo que renuncia a escuchar el discurso de un joven hippy de los sesenta, porque el espíritu de su tiempo queda resumido en las chapas de sus solapas: "Legalización de la marihuana", "Quemad los avisos de incorporacion a filas", "Boicot al champán" o "La felicidad es (simplemente es)". Y pensaba: "La chapa es un nuevo género literario, a medio camino entre el epigrama clásico y la poesía lírica imaginista. No pasará mucho tiempo antes de que algún licenciado escriba una tesis doctoral sobre el tema".

Esas leyendas captaban la rebeldía, a menudo ingenua, de la época. Pero uno tiembla con que se animen a importar la idea no solo a la actualidad, sino a nuestro entorno. De la cuenta de los wiskis en el restaurante Arahy el día de la moción de censura al "¿Pero nadie me envía cartas de amor? ¡Todas de hacienda! WTF", del nuevo ministro de cultura con pasado defraudador, o al "Veo españoles" (Rivera), como materia de tesis y camiseta ideal para festivaleros algo ciegos esta primavera y verano.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.