Ir a contenido

IDEAS

Donald Glover, como Lando Calrissian, en un fotograma de Han Solo: Una historia de Star Wars

Huérfanos de películas de infancia

Desirée De Fez

Los nostálgicos del futuro recordarán las películas de los nostálgicos del presente. Igual no es grave. Si esas películas son buenas, merecen ser rememoradas -con más o menos morriña- en unos años. Pero no deja de ser inquietante, hasta preocupante, que los grandes estudios apenas apuesten por personajes nuevos, aventuras explicadas de otra manera e imaginarios que no nos sepamos al dedillo.

Tres de los blockbusters de la temporada pertenecen a franquicias veteranas: Han Solo: Una historia de Star Wars, Jurassic World: El reino caído Misión: Imposible-Fallout. Y un cuarto, Deadpool 2, es otra entrega de Marvel. No tengo ningún problema con esas películas. Las que he visto me gustan entre bastante y una barbaridad. Pero no puede ir todo de eso. No todo pueden ser continuaciones y derivados, crossovers de superhéroes o adaptaciones de best sellers para adolescentes con un patrón idéntico.

Hay ahí, pese al esfuerzo y a los incontestables logros de algunos valientes que toman el mando de filmes de esas dimensiones (Rian Johnson, Patty Jenkins o J.A. Bayona), poco margen para la novedad y la sorpresa. La falta de riesgo de los estudios está acabando con parte importante de ese cine a lo grande, de ese cine espectáculo concebido para maravillar. No creo, sinceramente, que sea por falta de ideas o de talento: no recuerdo momento tan dulce para la fantasía, el terror y otros géneros puros como el presente. Probablemente sea, como siempre, por razones económicas. ¿Para qué jugársela pudiendo ir más o menos sobre seguro, estirando (mucho) y actualizando (menos) lo que ha funcionado hasta hoy?

Sea como sea, el blockbuster contemporáneo tiene que sacudirse, ha de generar sus propios mitos, sus propias historias, sus propios héroes y/o antihéroes. Hay algo desolador en imaginar una generación huérfana de referentes exclusivos, sin películas que les descubrieran un mundo y les marcaran de niños. Y hay algo aun más desolador en la posibilidad de una generación futura cuyos referentes sean solo remedos (más o menos inspirados) de las películas que marcaron a otros mucho tiempo atrás.

Temas: Star Wars

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.