Ir a contenido

Dos miradas

Polémica es una...

Josep Maria Fonalleras

La feria de arte ARCO dice que retira la pieza sobre los presos políticos españoles contemporáneos "para evitar polémica". ¡Pero si ARCO vive de eso! ¡De las polémicas que perjudican la visibilidad!

Orwell y su newspeak disfrutarían mucho, estos días, en el escenario de la realidad española. Un ejemplo nos lo ofrece ARCO, la feria de arte contemporáneo. A ver, vamos por partes. Si ARCO se distingue por algo es por las polémicas anuales que suscita. Ha habido de todo, en esta feria de las vanidades artísticas. Un año, se expuso un vaso de Duralex, medio vacío o medio lleno de agua, que se vendía por 20.000 euros. Un vaso. No hace muchas ediciones, Eugenio Merino presentó una escultura realista de Franco, metido en una nevera. Y así, tantas polémicas como quieran.

Mucho revuelo, sí, pero la censura llega ahora, con la pieza Presos políticos en la España contemporáneala obra de Santiago Sierra donde, entre otras, están las imágenes pixeladas de Sànchez y Junqueras. ARCO dice que la retira "para evitar polémicas" y que lo hace "desde el máximo respeto a la libertad de expresión". Mostrarla, añade, "perjudicaría la visibilidad del conjunto de los contenidos de ARCO". ¡Pero si ARCO vive de eso! ¡De las polémicas que perjudican la visibilidad! Yo enmarcaría el comunicado de la feria y lo expondría en una sala desierta y fría. Después, censurarían la instalación con una nota que diría que quieren evitar polémicas. Y después, en la misma sala, enmarcaría los dos comunicados. Y así, en un bucle, hasta el infinito. ¿Y el título? "Polémica es una polémica, una polémica, polémica", para que quedara tope intelectual.

0 Comentarios
cargando