01 dic 2020

Ir a contenido

tú y yo somos tres

Apoteósico recibimiento a Joel Joan en El Prat (’El crac’, TV-3).

TVC

Joel y Artur: el regreso de los 'cracs'

Ferran Monegal

En vista de que Carles Puigdemont ha decidido marcharse, en el último Polònia (TV-3) han hecho un gag en el que Artur Mas asegura que él tampoco piensa volver a presentarse a president de la Generalitat. Dice, con una amargura muy grande: «Hoy, ¡a mí solo me echa en falta Quico Homs!». ¡Ah! Es una divertida interpretación de la realidad, pero parece que no se ajusta a lo que de verdad se está cocinando. Algunos observadores cualificados advierten en tertulias y debates que Artur Mas, a pesar de que nunca se ha marchado del todo, se está preparando para regresar.

Hombre, esto de los regresos es un tema apasionante. Ahora mismo tenemos un caso similar al de Artur Mas: el de Joel Joan, que ha regresado en olor de multitud con su telecomedia El cracJoel estaba desaparecido desde diciembre del 2014. Por aquellas fechas -último capítulo de su primera temporada de El crac- vimos que subía en solitario a una humilde barquita, y desaparecía mar adentro. Ahora, gracias a los esfuerzos del viajero Quim Masferrer, han podido localizarle en una isla de Papúa Nueva Guinea. ¡Ah! Joel llevaba una vida en taparrabos. Se había aclimatado, como un indígena más, en la tribu de los korowai.

Le ha costado mucho a Masferrer convencerle de que vuelva a Catalunya. Le imploraba: «Joel, Joel, ¿no tienes curiosidad por saber cómo va el procés per la independencia. Y Joel hacía muecas raras, y decía que no, que no le interesaba el procés ni nada. Solo se le iluminó la mirada cuando le aseguraron que le iban a dar el Premi Gaudí de Cinematografia como mejor actor del año. Entonces sí. Entonces decidió regresar.

Lo cual demuestra, una vez más, que en el país del ¿y que hay de lo mío?, una buena recompensa personal es el mejor acicate para hacerte regresar y abrazar lo que haga falta.¡Ahh! Había que ver cómo estaba el aeropuerto de El Prat. Un gentío le aclamaba portando banderas esteladas. Y en efecto, llegó Joel, y el amplio dispositivo desplegado por TV-3 y Catalunya Ràdio bullía de entusiasmo.

Nos hemos reído mucho en casa con este regreso triunfal de Joel Joan en taparrabos. A mí, Joel siempre me recuerda algunas de aquellas despendoladas interpretaciones de Vittorio Gassman en películas del neorrealismo italiano. Este retorno de la telecomedia El crac quizá es el preludio del regreso del otro crac. A pesar de que en su personaje de Polònia haya dicho: « ¡Yo no soy Carme Chacón! ¡No volveré para fracasar!».