08 ago 2020

Ir a contenido

Europa espera a Catalunya

Verónica Fumanal Callau

Vientos de campaña electoral soplan. Todos los partidos preparan los cuarteles de guerra –'war room'– para enfrentarse a las elecciones europeas, que según algunos expertos, marcarán un nuevo ciclo electoral. Tradicionalmente, las elecciones europeas son las que menos interés despiertan en la población y por lo tanto, con menos participación.

Sin embargo, en esta legislatura hemos vivido la experiencia de lo que significa pertenecer a la UE y estar bajo su dictado, palabras como "Rescate", "Banco Central Europeo", "límite de déficit", "Merkel" o el debate sobre si Catalunya saldría o no de la Unión Europea en caso de independizarse ha acercado una institución que, por lejana, no deja de ser decisiva en nuestra vida cotidiana. 

En Catalunya las voces que pedían una candidatura unitaria entre CiU y ERC no han sido escuchadas. Finalmente ambos partidos concurrirán de forma separada al no encontrar un punto de encuentro, una 'i' entre los dos partidos, que tienen poco más en común que un socio equidistante.

Así pues, CiU volverá a sus socios de siempre, el PNV, a la espera de poder cerrar una coalición más amplia con Coalición Canaria y Compromiso con Galicia. Los candidatos todavía no han sido anunciados oficialmente, pero parece ser que Ramón Tremosa volverá a liderar la coalición, a pesar de las desavenencias en la cuestión soberanista con el que puede ser el candidato de Unió, Salvador Sedó.

ERC por su parte, tras el fracaso de la negociación con la federación nacionalista, parece que también ha rechazado volver a repetir una coalición con la izquierda aberzale, probablemente para mantener el proceso soberanista catalán aislado del silencio que mantiene Bildu sobre la violencia. Josep Mª Terricabras, liderará una lista en solitario de un partido que, según las encuestas, podría esperar un buen resultado.

El PP parece que tenía decidido no volver a presentar a Alejo Vidal Quadras, un perfil crítico con la dirección del partido. Éste, en una maniobra de adelantamiento, anunció que renunciaba a hacerlo y que se unía al nuevo partido VOX. Así que de momento, en el PPC no hay nada decidido.

Entre los partidos que celebran primarias como método de elección de su candidato encontramos a: PSC, ICV y C’s. El primero en realizarlas fue ICV, que eligió un joven diplomático, Ernest Urtasun como sucesor de Romeva. Esta elección, igual que la candidatura de Javi López del PSC, contradice a aquel dicho del "cementerio de elefantes" apostando por perfiles que iniciarán su carrera institucional en Europa.

Este sábado día 8 de febrero, se esclarecerá el futuro del candidato o candidata del PSC en unas primarias en las cuales también compite Eliana Campos. C’s finalmente ha decidido que también participará en estas elecciones, y ha anunciado dos aspirantes a encabezarlo: Javier Nart y Juan Carlos Girauta; entre el día 20 y 22 de febrero se conocerá su lista final.

La CUP en el año 2009 decidieron no presentarse, aunque lo habían hecho en el 2004. En esta ocasión la formación todavía no se ha pronunciado al respecto, pero la decisión final podría tener que ver con las posibilidades de formar una candidatura más amplia.

Planificar una campaña sobre Europa es complejo, la lejanía de la institución, la multiplicidad de organismos y el antieuropeísmo creciente, hace que las campañas electorales tengan que hacer un sobreesfuerzo por decodificar mensajes comprensibles. En Catalunya el tema puede simplificarse si la campaña se vincula al proceso soberanista: ¿Catalunya estará en la Unión Europea si ésta se independizase? ¿Podrá Europa permanecer impasible ante el proceso? ¿Escocia es el mismo caso que Catalunya? Yo apuesto a que estas preguntas, más que las políticas europeas, marcarán la campaña en Catalunya: Europa nos espera.