08 ago 2020

Ir a contenido

Queremos votar, ¡dejad de recortarnos!

Ernest Urtasun

Carta a los primeros ministros europeos sobre el futuro de Catalunya (versión de ICV)

Nos permitimos dirigirle esta carta para hacerle saber los últimos acontecimientos que han sucedido en Catalunya.

En primer lugar, queremos informarle que, el pasado 12 de diciembre, partidos que representan un 65% del Parlamento de Catalunya se pusieron de acuerdo para hacer un referéndum sobre el futuro de Catalunya. Es voluntad del pueblo de Catalunya decidir libremente su futuro, en una nueva relación con el Estado de tipo federal, confederal o independiente directamente dentro de la Unión Europea, según lo exprese democráticamente la ciudadanía.

Queremos que este referéndum se produzca el 9 de noviembre de 2014, dando respuesta a lo que han reivindicado democráticamente en las calles de Catalunya sus ciudadanos y ciudadanas, y creemos que hay vías dentro de la legalidad española actual para hacerlo posible.

En segundo lugar, quisiéramos poner de manifiesto y en su conocimiento las graves consecuencias sociales que las políticas de recortes decididos conjuntamente por los gobiernos de los Estados miembros, la Troika y las instituciones comunitarias están provocando. Estas políticas, impulsadas también con la complicidad de su fiel socio en Catalunya, CiU, y el gobierno de Artur Mas, están creando una fractura social en Catalunya y una auténtica carnicería en amplios sectores de la sociedad. El austericidio europeo ha generado en Catalunya 840.000 parados, dos millones de personas en riesgo de pobreza y 50 desahucios diarios. Esta situación es insostenible. El pueblo de Catalunya no aguanta más y le exigimos, porque lo necesitamos, un cambio de rumbo urgente y radical en la política monetaria, un programa europeo de reestructuración de la deuda (que, como bien saben ustedes, es irretornable e ilegítimo) y un calendario radicalmente diferente de consolidación fiscal, desarrollando al mismo tiempo un auténtico programa de gasto a escala europea para relanzar la demanda europea y luchar contra el paro, tal como está reclamando la Confederación Europea de Sindicatos.

El sueño europeo se creó para defender los derechos y las libertades de las ciudadanas y los ciudadanos, y no podemos tolerar que una gran parte de los mismos vea hoy como los mercados y las políticas de la Troika les quitan todo. Estamos poniendo en riesgo los mismos cimientos del sueño de la construcción europea.

Estamos seguros de que será capaz de apoyar estos dos derechos: que el pueblo de Catalunya pueda decidir su futuro institucional con libertad y el de todo ciudadano europeo a una vida digna y a que no se vean pisoteados sus derechos. Estas son las peticiones que le queremos hacer llegar desde ICV, compartidas por una gran mayoría de ciudadanos de Catalunya.

Atentamente,
Iniciativa per Catalunya Verds