tú y yo somos tres

TVE: cinismo y manipulación

Se lee en minutos

‘RTVE responde’ trató el vergonzoso programa ‘Entre todos’.

El clamor de espectadores y colectivos contra el programa Entre todos, esa bochornosa exaltación de la limosna que presenta Toñi Moreno todas las tardes en TVE-1, ha obligado al programa RTVE responde a entrar en el asunto. Y como era de esperar lo ha hecho para apuntalarlo y justificarlo, manipulando a los que lo critican. Para esta cínica labor, para esta tomadura de pelo, han hecho salir a un jefecillo de la casa recién incorporado a TVE, Alejandro Flórez, al que le han puesto un vídeo de un muchacho disidente, Miguel Micó, que denunciaba el vergonzoso Entre todos diciendo: «Se saca a gente en situación económica desesperada, llorando y mendigando en la tele para cubrir sus necesidades básicas. Se evita a toda costa la denuncia de que se están recortando los derechos fundamentales de la población, y en su lugar se hace creer que estos derechos son meros premios que obtienen los concursantes». Lúcido análisis.

Te puede interesar

¿Y qué respondió ese jefecillo que salió en RTVE responde? Adiestrado en la más torpe manipulación, contestó: «Miguel dice que el programa cubre o sustituye una serie de derechos que a día de hoy los cubre el sistema de protección social que tenemos en España. Pero no tiene sentido compararnos (...) jamás se nos ocurriría abarcar derechos de protección social, porque son cosas diferentes». O sea, todo al revés. Lo que estaba diciendo Miguel en su protesta no era eso. Estaba denunciando a la televisión pública de España por impulsar a los telespectadores para que compitan haciendo limosna, tapando y desviando la atención de la responsabilidad de quienes desde el Gobierno están recortando los servicios básicos de las personas y provocando, precisamente, estas situaciones de miseria extrema.

Conozco personalmente a la directora y presentadora de RTVE respondeElena Sánchez Caballero. Es una periodista de sólida trayectoria. Es una profesional fiable. Pero los equilibrios que tiene que hacer en este programa son realmente tremendos. La valentía que demuestra cuestionando desde la propia cadena programas vergonzosos como Entre todos, queda subvertida, pervertida, por la ceremonia manipuladora que aplican inmediatamente. Da la sensación de que le permiten sacar estos temas, precisamente, para activar la estrategia del cinismo y de la tomadura de pelo, tergiversando las palabras y la intención de los que se quejan y protestan.