03 abr 2020

Ir a contenido

EDITORIAL

Violencia en parejas

Los servicios de la Generalitat han constatado un aumento de la violencia en las relaciones de pareja entre jóvenes y adolescentes, en una edad en la que es posible intervenir para evitar, en el futuro, situaciones mucho más dramáticas e irreversibles. Esta es la consecuencia más positiva que se desprende del informe de la Direcció General de Justícia Juvenil, en el que se analizan las actitudes de los jóvenes relacionados con prácticas violentas y las causas de sus actos: la posibilidad de reconducir la situación.

Entre les causas, destacan las dificultades de convivencia en un entorno desestructurado o sin la presencia de una de las figuras paternas; el exceso de presión de los padres, rayando los malos tratos, o la dejación de la responsabilidad educativa; el preocupante aumento del consumo de drogas y alcohol, y la contemplación de la violencia como una salida aceptable, con el agravamiento que supone una falta de control personal en situaciones delicadas, que demandan contención y empatía con el otro y no ebullición pasional sin límites.

La modificación de conductas a través de mecanismos educativos, con ayudas que incluyan la necesidad de solucionar conflictos (propios de la edad y magnificados en una relación sentimental) a través de una mediación que aleje la violencia, es una obligación ineludible de las instituciones para que descienda sensiblemente el drama social de los delitos de este tipo.