Toma pan y moja

Helados con sabor a bar de mala muerte, por Òscar Broc

El invento contiene chocolate amargo, caramelo, cerveza… y un toque de humo de tabaco

Helados con sabor a bar de mala muerte, por Òscar Broc

Instagram

Termina el verano, los helados ya huelen a prehistoria, pero eso no ha impedido que la industria heladera nos vuele la sesera justo antes de que llegue el frío. Y lo ha hecho a lo grande, con una de las ocurrencias más delirantes que se han visto en el planeta comida.

La noticia pone los pelos de punta. Resulta que la marca Tipsy Scoop, famosa por vender helados con licor, se ha asociado con la cervecera Miller High para sacar a la venta un producto que deja en paños menores a los helados de caracoles, Cheetos o fabada (no me lo invento; existen). ¡Es el helado con sabor a bar de mala muerte!

Sobre el papel, el invento contiene chocolate amargo, caramelo, cerveza… y un toque de humo de tabaco. En resumidas cuentas, imagínate que le pegas un lametón a la barra del bar Kentucky del Raval en los años 90 a las cuatro de la madrugada y seguramente te aproximarás a la experiencia. Apetece, ¿verdad?

Sorbete de Ducados

Son tiempos difíciles para la cordura en la gastronomía, pero tengo la sensación de que, contra pronóstico, el helado con sabor a cenicero puede tener una utilidad inesperada. Lo cierto es que a esta locura le veo un lado práctico que puede ayudar a muchos fumadores a dejar el vicio y salvar incontables pulmones.

Noticias relacionadas

¿Por qué no utilizar helados en lugar de parches o chicles de nicotina? Si se puede hacer un helado con sabor a pitillo, ¿qué nos impide fabricar helados con el sabor de nuestra marca de cigarrillos favorita? Te apetece un Ducados después de cenar, pues te diriges al congelador, sacas la cubeta de sorbete de Ducados y te pones fino. ¿Eres más de rubio? Coge ese polo de Winston, dale un buen lengüetazo y respira como nunca lo has hecho.