Toma pan y moja

Es tiempo de lentejas, por Òscar Broc

Hay un extraño y atrayente morbo en esto de zamparse platos de puchero y guisos contundentes en pleno verano

Es tiempo de lentejas, por Òscar Broc

El otro día me comí un plato de lentejas. Cuando digo el otro día, me refiero a un martes de junio infernal, con el termómetro escupiendo mercurio. Hacía tanto calor que las ranas iban con cantimplora, Chiquito de la Calzada 'dixit'. Y lo hice. Vaya si lo hice. Un platazo rebosante de lentejas recién salidas de la olla, con sus islotes porcinos asomándose en el espeso océano de leguminosas. La fortuna favorece a los valientes, dicen. 

Hay un extraño y atrayente morbo en esto de zamparse platos de puchero y guisos contundentes en pleno verano. Las lentejas son mi transgresión favorita durante estas fechas. Son una declaración de principios en tiempos de ensaladillas, pokes, tartars de salmón y gazpachos de sandía. La ingesta te proporciona un placer distinto cuando calienta el sol aquí en la playa. En invierno, cada cucharada es un regalo; en verano, cada cucharada es un reto

Verano de puchero

Hay dos agentes a los que felicitar por buena salud de la noble práctica del pucherazo veraniego. El primero es la resistencia del cucharón, esa facción de glotones valientes que no renunciaría a sus lentejas ni el desierto qatarí, que le planta cara a las canículas a base de humeantes platos de legumbres y tocino. Al fuego hay que combatirlo con fuego. 

El segundo, pero no menos importante, son todas esas casas de comidas, bodegas y restaurantes de menú que no borran las lentejas de su pizarra ni aunque puedas freír un huevo en el asfalto. Más que constancia, lo suyo es una actitud frente a la vida.  

Noticias relacionadas

Además, no tengo ninguna duda de que jamás perderemos tan buena costumbre. Dentro de cinco mil millones de años, el sol se expandirá, se convertirá en una gigante roja y carbonizará la corteza terrestre. Pues seguro habrá alguien en algún garito zampándose el último plato de lentejas de la historia de la humanidad.