Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

GURMETIZADOS

Deja en paz a la abuela

Agotado el recurso de usarlas como sintagma (croqueta de la abuela), esta vez han exhumado la vajilla

Pau Arenós

Deja en paz a la abuela

Sin mesura, los restauradores han vuelto a tirar de las abuelas.

Agotado el recurso de usarlas como sintagma (croqueta de la abuela), esta vez han exhumado la vajilla. Al principio pensé en los platos del Oeste en los que los pioneros atacaban el estofado de búfalo, pero lo que nos venden es una memoria de peltre.

Cansa la pizarra y su negro reinado -cómo aguanta la puñetera- y aburre el plato de acero esmaltado (blanco con borde azul), que ya está-absolutamente-en-todos-los-sitios. Aunque peores son los engendros falleros reservados a los restaurantes fastuosos. El recipiente pide más atención que la comida. Cocinero: como te vea tu abuela te dará con el rodillo de amasar.

Temas: Gurmetizados