Inicia sesión

Inicia sesión con tu cuenta de El Periódico

Olvidé la contraseña Política de privacidad

Si todavía no eres usuario, Regístrate

EL SEMÁFORO DE EL MUNDO TODAY

Condenamos al daltonismo dándole el verde de nuestro semáforo

La actualidad del mañana de Barcelona

El Mundo Today

Condenamos al daltonismo dándole el verde de nuestro semáforo

Daltonismo

El verde de esta semana se lo damos al daltonismo. Esta molesta alteración de origen genético causa problemas a miles de barceloneses cada día. Desde aquí pensamos que ya es hora de dar visibilidad a este problema y por eso decidimos condenarlo fervientemente dándole el verde de nuestro semáforo. 

El acuario de Barcelona

Es un sitio muy chulo de ver tanto para los pequeños como para los mayores. El número de especies es espectacular y se aprende mucho sobre el fondo marino. El precio es asequible, los trabajadores son muy profesionales y te tratan de manera exquisita. El único fallo que le veo es la ausencia de plástico en el agua. Pienso que es importante adaptarse a los nuevos tiempos y enseñar, especialmente a los niños, que el plástico habita en los océanos y que está tan integrado o más que el resto de peces. 

Restaurante La Barca

En este restaurante situado en el barrio de la Barceloneta se come muy bien por un precio muy bajo, los camareros te tratan genial, el dueño te invita a chupitos cuando acabas de comer y el baño está tan limpio que podrías cenar directamente en él. Por si fuera poco, tienen un servicio de acompañamiento a casa por si bebes más de la cuenta. Mientras te llevan en coche te hacen un asesoramiento jurídico con el que te ayudan a progresar laboralmente. Dependiendo de la época del año también te pueden hacer la declaración de la renta y siempre te sale a devolver. Si le doy el naranja y no el verde es porque hoy me he levantado de mal humor y no estoy para ir dando colores verdes a nadie. 

Rubén 

Lo de Rubén de esta semana ya clama al cielo. Esta persona es tan tóxica que seguramente él, y no los coches, sea el responsable de la alta contaminación de la ciudad. Los vecinos de Barcelona tenemos que empezar a movilizarnos para acabar con esta lacra llamada Rubén. Ahora puede que no parezca una amenaza, pero si seguimos dándole libertad acabará causando serios problemas. Yo ya los he sufrido, muchos otros también, en cualquier momento te puede tocar a ti. Barcelona tiene que saber que Rubén es un peligro y empezar a tomar medidas o será demasiado tarde.

Temas: Humor