Mito del flamenco

30 años sin Camarón de la Isla: un repaso a sus canciones más icónicas

30 años sin Camarón de la Isla: un repaso a sus canciones más icónicas
1
Se lee en minutos
El Periódico

Una revolución en el género del flamenco que le ocasionó en su momento no pocos cuestionamientos dentro del gremio, un auténtico fenómeno de masas hasta el último de sus días y una figura totalmente revolucionaria e influyente del que actualmente beben muchos de los artistas más avanzados.

Justo cuando se celebran 30 años del fallecimiento del cantaor José Monje Cruz, Camarón de la Isla, el mito sigue intacto. Y no solo desde la perspectiva puramente musical, sino también a nivel popular. Y es que cientos de fieles peregrinan cada año hasta la localidad gaditana de San Fernando para rendir tributo al cantaor delante de su tumba. Hasta ese extremo alcanza la devoción por Camarón.

Su legado artístico sigue siendo avanzado a su tiempo y, a su vez, totalmente respetuoso con el pasado del que bebe. Las desconfianzas que generó una obra maestra como 'La leyenda del tiempo' se han convertido a día de hoy en elogios unánimes e influencia capital para artistas de muy diversa índole como Rosalía o el cantaor Israel Fernández, que dejó una de las sentencias más elocuentes sobre el genio gaditano: "Hay una serie de figuras de la vieja escuela, de la que yo mamo, y luego están Camarón y Paco. Esos son los que mandan en el flamenco. Los mejores a años luz, de aquí a tres mil o cinco mil años más. Abrieron la música sin necesidad de irse a ningún lado".

Noticias relacionadas

He aquí un repaso varias de sus canciones más representativas.

'Tu cariño es mi castigo' ('Arte y Majestad', 1975)

'La Tarara' ('La leyenda del tiempo', 1979)

'Volando voy' ('La leyenda del tiempo', 1979)

'Como el agua' ('Como el agua', 1981)

'Soy gitano' ('Soy gitano', 1989)

En vida no conoció esa inquebrantable unanimidad que suscita. Siempre estuvo cuestionado. En los años 70 por atreverse con todo y acercase a estilos descalificados entonces como ‘nonainos’. Y ya entrados los 80, la letanía sobre si mantenía o no sus facultades le persiguió hasta el último día. Pero al mismo tiempo, despertó febril adoración hasta extremos abrumadores. Mesías gitano y mito mucho antes de morir. Absoluto.

Temas

Flamenco