Reposición

'La dama de picas', la gran ópera rusa vuelve al Liceu

  • La producción clásica del Gran Teatre, con puesta en escena de Gilbert Deflo, vuelve a partir del 26 con Dimitri Jorowski en el foso, Yusif Eyvazov como Herman y Lianna Haroutounian como Lisa

Una escena de ’La dama de picas’.

Una escena de ’La dama de picas’. / JORDI BOFILL

2
Se lee en minutos
Marta Cervera
Marta Cervera

Periodista

ver +

La penúltima ópera de Chaicovski, 'La dama de picas' ('Pokovaya Dama'), un título de referencia de la ópera rusa, regresa al Liceu a partir del día 26 con una lujosa producción del Gran Teatre con escenografía y vestuario de William Orlandi y puesta en escena de Gilbert Deflo fiel al libreto inspirado en la novela homónima de Pushkin que transcurre en el Sant Petersburgo del siglo XVIII, durante el reinado de Catalina la Grande.

Dmitri Jurowski, al frente de la orquesta del Gran Teatre del Liceu, capitanea desde el foso esta gran producción clásica, con numerosos solistas, grandes coros y ballet estrenada en 1992 y que se repone por cuarta vez en el Gran Teatre desafiando a la ómicron. En esta ocasión cuenta con el tenor Yusif Eyvazov como Herman, su primer rol escenificado en el Liceu tras ofrecer en versión concierto 'Il trovatore', de Verdi, dirigido por Dudamel al inicio de la temporada 20-21. La aclamada soprano Sondra Radvananosky no podrá interpretar la primera función tal y como estaba previsto -se incorporará al amplio reparto a partir del 1 de febero- y será sustituida el día 26 por Lianna Haroutounian -triunfó en el coliseo como Butterfly en 2019-, quien debuta en el rol de Lisa, la enamorada del protagonista.

"Herman es un rol difícil y complejo donde no solo has de cantar sino crear un personaje creíble. No es la primera vez que lo represento, es mi personaje favorito pero siempre hay nuevos detalles y matices que descubres. Me está ayudando mucho el maestro Jurowski pero también esta producción clásica de Deflo donde todo está al servicio de la música", asegura Eyvazov, tenor ruso con 'look' de rapero, gorra incluida y gafas tintadas.

Obra maestra

Noticias relacionadas

El compositor Gustav Mahler, que asistió al estreno de la ópera en Rusia y fue el primero en dirigir la obra en Europa, alabó la genialidad de Chaicovski en esta ópera donde el lirismo del belcanto italiano se adapta a las voces eslavas. "Para Mahler, Chaicovsky creó un nuevo género con esta ópera, donde se difumina la delicada frontera entre canto y actuación. Requiere de grandes actores-cantantes", explica Jurowski. Y trabajar con un veterano de la ópera como el flamenco Gilbert Deflo permite resaltar todos los aspectos de esta obra cuyo protagonista se obsesiona por el juego. Herman cree que las cartas le darán el dinero necesario para entrar en el círculo de Lisa, su enamorada. Con ese fin descubre la fórmula mágica de las tres cartas que conceden la fortuna de la Condesa, la dama de picas, sin saber que ese secreto va acompañado de una terrible maldición. La mezzosoprano Dolora Zajick ha sido sustituida por Larissa Diadkova en el rol de la Condesa.

"Es una ópera muy pesimista", consta Deflo. "La última aria de Herman es nihilista. Podríamos hablar infinitamente de su psicología. En el fondo, socialmente Herman es un 'outsider', como lo fue Chaicovski. A diferencia de todos los aristócratas, él no tiene dinero, es un simple oficial. En el fondo es un anarquista, por eso su traje es rojo y negro. Y el anarquismo no tiene cabida en el mundo de los ricos".

Temas

Liceu Ópera