Éxito en redes

Wordle en catalán, el nuevo juego lingüístico que se ha hecho viral

  • El usuario debe adivinar una palabra diferente cada día y, para lograrlo, solo cuenta con seis intentos

Wordle en catalán, el nuevo juego lingüístico que se ha hecho viral
2
Se lee en minutos
El Periódico

Después de pasar unas navidades entretenidos con el Paraulògic, desde hace unos días los catalanes tienen otro pasatiempo parecido: el WordleCAT. Un juego de palabras que tiene sus orígenes en el mundo anglosajón con Josh Wardle, un ingeniero que lo creó para que su pareja se entretuviera durante la pandemia. Aunque la versión original es en inglés, rápidamente se han adaptado a otros idiomas como el español, el gallego y el catalán.

Cómo funciona

Mientras que el Paraulògic consiste en encontrar el máximo de palabras posibles a partir de siete letras que cambian cada día, el objetivo de Wordle es algo diferente. En este caso se trata de averiguar un vocablo de cinco letras que el programador ha pensado. Para lograrlo, el usuario solo tiene seis intentos.

Cuando se introduce la primera palabra al azar, las casillas de las letras se iluminan: si está de color verde indica que la letra está en su lugar correcto; en amarillo que la palabra tiene esa letra pero en otra posición; y el gris alerta que la palabra no contiene esa letra.

WordleCAT funciona con el Diccionari Infromatitzat del Scrabble en Català (DISC), mientras que Paraulògic usa las palabras del Diccionari de l'Institut d’Estudis Catalans (DIEC2). De todos modos, ambos juegos tienen algunas similitudes: son páginas web (no una aplicación), son gratuitos, no contienen anuncios y no es necesario registrarse.

Noticias relacionadas

De momento no hay indicios de rivalidad entre WordleCAT y el Paraulògic. De hecho, el primero le ha hecho un guiño porque permite cambiar sus colores corporativos (el verde y el amarillo) por el azul y el rojo, los colores característicos del Paraulògic.

Fenómeno en redes

Paraulògic fue un gran éxito durante las navidades. De hecho, el 27 de diciembre batió un record de usuarios con 141.000 y en algunos momentos se saturó el servidor. Por ahora, Wordle también se ha hecho un hueco en las redes sociales, sobre todo en Twitter. De hecho, es frecuente encontrar tuits con cuadraditos amarillos, verdes y grises que, para quien no sepa de qué se trata, pueden parecer un tipo de comunicación en clave.