Luto musical y fotográfico

Muere Mick Rock, el fotógrafo de Bowie, Queen, Iggy Pop y Lou Reed

  • El británico, conocido como 'el hombre que fotografió los 70' por sus instantáneas icónicas de músicos de aquella década, fallece a los 72 años

Muere Mick Rock, el fotógrafo de icónicos artistas como Bowie

Muere Mick Rock, el fotógrafo de icónicos artistas como Bowie

3
Se lee en minutos
Jordi Bianciotto
Jordi Bianciotto

Periodista

ver +

Si hay que asociar los 70 a los brillos del glam, los bulliciosos albores del ‘underground’ y la marabunta urbana tocada por la promiscuidad y el equívoco sexuales, queda para la historia la mirada de Mick Rock, el fotógrafo que captó algunas de las imágenes más definitorias de aquella era. El autor de numerosas instantáneas icónicas de artistas como David Bowie, Lou Reed, Iggy Pop y Queen, y de las portadas de numerosos álbumes de cabecera, falleció de causa no precisada este viernes, a los 72 años.

Dio la noticia un comunicado en Twitter que situaba al personaje como “mucho más” que ”el hombre que capturó los 70”, eslogan por el que fue conocido. Era “un poeta de la fotografía”, añadía el texto, en el que informaba del “viaje ‘junguiano’ al otro lado” que, en un guiño al psicoanálisis, habría emprendido Mick Rock. Londinense afincado en Nueva York, hacía tiempo que estaba delicado de salud, ya que había superado una cirugía de cuádruple ‘bypass’ y un trasplante de riñón. 

Amigo de Syd Barrett

Mick Rock (su nombre real era Michael Edward Chester Smith) comenzó a merodear los ambientes musicales cuando cursaba estudios de lenguas modernas y medievales en Cambridge. Allí contactó con Syd Barrett, nativo de esa localidad, así como con el hermano pequeño de Mick Jagger, Chris. Su primera portada fue la del debut en solitario de Barrett, tras su salida de Pink Floyd, ‘The madcap laughts’ (1970), a la que siguió la de ‘Deuce’ (1971), de Rory Gallagher.

Pero el gran salto llegó vía David Bowie, de quien se convirtió durante un tiempo en su fotógrafo oficial. Suya fue la cubierta de ‘Pin ups’ (1973), así como algunas fotos que dieron que hablar: Bowie, inclinándose para tocar con los dientes la guitarra de Mick Ronson en una posición que evocaba la felación, y amagando con un beso a Lou Reed, tras haber regalado a ‘Melody Maker’ el titular de “Soy gay y siempre lo he sido”. A Bowie llegó a dirigirle cuatro embrionarios videoclips, los de ‘Space oddity’, ‘Life on Mars?’, ‘John, I’m only dancing’ y ‘The Jean Genie’.

David Bowie y el guitarrista Mick Ronson, miembro de The Spiders From Mars, la banda que acompañó al cantante en su era glam rock.

/ Mick Rock

Imágenes icónicas

Si para Mick Rock, Bowie representaba el brillo, la extroversión y la travesura, Lou Reed le fascinó por todo lo contrario, su oscuridad ‘hardcore’. Suya fue la tapa de ‘Transformer’ (1972), una imagen del cantante sobreexpuesta por accidente, de la que quiso sacar partido plástico, así como otras tres, las de ‘Coney Island baby’ (1975), ‘Rock and roll heart’ (1976) y ‘The blue mask’ (1982).

A Mick Rock hay que adjudicarle la legendaria estampa de Iggy Pop con el torso desnudo que ilustra ‘Raw power’ (1973), tercer álbum de The Stooges, así como el místico cuadro de ‘Queen II’, en el que Freddie Mercury posa con los brazos cruzados en el pecho, inspirándose en Marlene Dietrich. Asentado como fotógrafo de prestigio en el rock, siguió firmando portadas para artistas como Dead Boys, Ramones y Joan Jett & The Blackhearts.

Noticias relacionadas

En 2001, Rock logró que Syd Barrett rompiera su largo aislamiento para firmar 320 ejemplares de la edición limitada del libro de fotos  ‘Psychedelic renegades’. Y aun en pleno 2020, una artista deseosa de reflejar en su obra la impronta del rock’n’roll, Miley Cyrus, quiso contar con él para ilustrar la cubierta de su álbum ‘Plastic hearts’.