Crítica de cine

Crítica de cine de 'Shorta. El peso de la ley': más músculo que cabeza

Los directores suplen la falta de originalidad orquestando vistosas escenas de peleas y persecuciones

Estrenos de la semana. Tráiler de ’Shorta. El peso de la ley’.

1
Se lee en minutos
Nando Salvà

'Shorta. El peso de la ley'

Dirección: Frederik Louis Hviid y Anders Ølholm

Año: 2020

Estreno: 4 de junio de 2021

★★★  

Noticias relacionadas

La segunda película dirigida por Frederik Louis Hviid y Anders Ølholm se inicia con un episodio de brutalidad y racismo policiales que llena de tensión las calles de Copenhague, y a partir de entonces pasa la mayor parte de su metraje dentro de un barrio de inmigrantes lastrado por altas tasas de criminalidad. En concreto, acompaña a un par de policías que permanecen atrapados en él durante un día y una noche, acechados por bandas que buscan venganza, y que intentan escapar del territorio hostil con un prisionero a cuestas. Entretanto, se producen varios intercambios de roles: los perseguidores pasan a ser los perseguidos y, mientras uno de los agentes deja de lado sus tendencias xenófobas y violentas para mostrar su lado más compasivo, el otro descubre por las malas qué difícil es mantener la autoridad moral en determinadas circunstancias.

‘Shorta’ trae a la mente títulos como ‘Asalto a la comisaría del distrito 13’ (1976) y ‘Los miserables’ (2019), pero los directores suplen esa falta de originalidad orquestando vistosas escenas de peleas y persecuciones que sacan el máximo partido dramático del paisaje urbano en el que transcurren. De hecho, dedican tanto tiempo y esfuerzo a esas coreografías que, a cambio, desatienden las cuestiones de fondo que el relato invita a explorar. La película no llega a alejarse de las convenciones del cine de acción, ni a reflexionar de forma particularmente penetrante sobre las causas y efectos del racismo institucionalizado o de la violencia administrada con placa y pistola. Prefiere usar esos asuntos casi exclusivamente para darse aires de importancia.