LÍRICA A TOPE

El gran espectáculo de la ópera regresa al Liceu con 'Don Giovanni'

El teatro acoge la primera ópera escenificada tras siete meses de sequía por el covid, la misma semana en que el aclamado tenor Juan Diego Flórez ofrece dos recitales

Cristopher Maltman, Véronique Gens, Miah Persson y Luca Pisaroni, un póquer de voces mozartianas, protagonizan una versión de Christof Loy con Josep Pons a la batuta

El barítono Christopher Maltman, Don Juan, y Miah Persson, Doña Anna, en un ensayo del ’Don Giovanni’ de Mozart que este sábado llega al Liceu. 

El barítono Christopher Maltman, Don Juan, y Miah Persson, Doña Anna, en un ensayo del ’Don Giovanni’ de Mozart que este sábado llega al Liceu. 

Se lee en minutos

Esta será una semana grande de la lírica en Catalunya con el estreno en el Liceu de la primera ópera escenificada en siete meses, que se verá primero el jueves en una función para el público joven. 'Don Giovanni', de Mozart, subirá a escena con un magnífico reparto en una producción de la Ópera de Frankfurt justo después de los esperados recitales del gran tenor peruano Juan Diego Flórez, el miércoles y el viernes. El cantante, que había venido todo el papel para un concierto la temporada pasada, ha accedido a ofrecer dos actuaciones para poder satisfacer a todos aquellos que tenían entrada ya que los protocolos de seguridad del covid-19 solo permiten al Liceu ofrecer 1.144 butacas, la mitad de su aforo. El primer recital de Flórez coincide además con la puesta en marcha de la nueva Temporada de Ópera en Sabadell con otro Mozart, 'La flauta mágica'. Sin duda, los amantes de la lírica en Catalunya podrán saciarse tras una sequía de montajes en vivo y en directo.        

Un Don Juan mayor y de pelo cano consciente de que la muerte le acecha. Así es como Christof Loy muestra al protagonista de 'Don Giovanni', la ópera de Mozart que Josep Pons dirigirá desde el foso. Interpretará la versión de Viena de 1788 con una orquesta reducida, adaptada a estos tiempos de covid-19. Las últimas directrices que marcan el cierre del teatro a las once de la noche han obligado a recortar la pausa entre actos y la partitura para cumplir con la normativa. "Siempre duele tener que amputar", reconoce Pons, director musical del Liceu. "Hemos sacrificado 10 minutos de música, sacando el dúo de Zerlina y Leporello del segundo acto, el aria de Doña Elvira y la parte de la moralina del final. La ópera acaba con la muerte de Don Juan".

Solo los personajes principales irán sin mascarilla en el escenario. Tanto el coro y los extras como los músicos de la orquesta, a excepción de los vientos, irán 'enmascarados'. Un auténtico póquer de ases protagoniza el montaje: Christopher Maltman (Don Giovanni), Véronique Gens (Donna Elvira), Miah Persson (Donna Anna) y Luca Pisaroni (Leporello). También destacan en el reparto Adam Palka (Il Commendatore), Ben Bliss (Don Ottavio), Josep Ramon Olivé (Masseto) y Leonor Bonilla (Zerlina).

En clave historicista

Nada que ver este 'Don Giovanni' con aquella versión tarantiniana de Bieito ambientada en la Vil·la Olímpica. La de Loy, con una escenografía y un vestuario tradicionales, es fiel a la época del 'Don Juan Tenorio' de Tirso de Molina que inspiró la célebre ópera con música de Mozart y libreto de Da Ponte. 

"Este es un Don Juan existencial que, desde que mata al Comendador, ve su propia muerte reflejada en ella", explica Axel Weidauer, ayudante de dirección de Loy. Este Don Juan es mayor y consciente de sus limitaciones tras una vida de placeres sin límite. Maltman, que ha interpretado al libertino en producciones muy diversas, está enamorado de este personaje: "No me gusta su actitud pero amo a Don Juan porque es auténtico, rebelde y fiel a su causa hasta el final", dice el barítono inglés. "Me gusta porque no esconde su forma de ser, algo que le convierte en alguien tan querido como odiado". Respecto al afán por añadir mujeres a su larga lista de conquistas, resume: "Es un adicto. Nunca tiene suficiente. Como él mismo dice en la obra, no puede amar solo a una mujer porque eso significaría engañar a las demás". 

"No me gusta su actitud pero amo a Don Juan porque es auténtico, rebelde y fiel a su causa hasta el final"

Christopher Maltman

Barítono

Loy incide en la psicología de los personajes. "Su visión aporta un enfoque muy interesante", razona Gens, que también participó en el montaje de Bieito. Ella y Persson, que debían haber actuado en el Liceu por estas fechas con otra ópera, 'Dialogue des Carmélites', de Francis Poulenc, celebran estar de vuelta en el Gran Teatre con 'Don Giovanni' pues ambas llevan más de medio año largo sin participar en una ópera escenificada. "En Francia no se ha hecho nada. Nadie se ha preocupado de mantener la ópera", señala Gens indignada. "Bajo el paraguas de la pandemia decidieron no actuar y ni se plantearon hacer montajes semiescenificados. Pero el arte, como se está demostrando, es más necesario que nunca. ¡Nosotros y el público lo necesitamos!".

Te puede interesar

Lo mismo opinaba Persson, de la situación en Suecia, y Maltman, muy crítico con lo que ocurre en Inglaterra y EEUU donde apenas hay actividad. "Aplaudo la valentía del Liceu y las medidas con las que se trabaja", dice Persson que debuta como Donna Anna. El elenco principal forma una burbuja de ahí que puedan interactuar con libertad en escena. "Aquí las medidas son más restrictivas que en Viena, las distancias se controlan más", ha podido comprobado Maltman. Y eso ha obligado a retocar la puesta en escena. Lo importante es que por fin la ópera de verdad, como gran espectáculo de música y teatro, vuelve al Liceu.   

El esperado regreso de Flórez

El recital del aclamado tenor peruano Juan Diego Flórez para la celebración del 20º aniversario de la reapertura del Liceu tras el incendio que asoló el Gran Teatre en 1994 se ha hecho esperar. El artista, con una de las voces más bellas y cristalinas, es muy querido por el público liceísta, donde ha interpretado títulos como 'Lucia di Lammermoor', 'La fille du régiment' y 'Linda di Chamounix'. Este miércoles y viernes actuará junto a la pianista Cécile Restier. Alternarán obras de piano de Beehoven y Massenet, entre otros, con pasajes de óperas como 'Meco all'altar di Vener... Me protegge, me difende', de 'Norma' de Bellini, con arias como 'Ah! Lève-toi, soleil!' de 'Romeo y Julieta' de Gounod y 'Che gelida manina', de 'La bohème' de Puccini.   

Temas

Liceu Ópera