05 ago 2020

Ir a contenido

ESTRENO DE CINE ESPAÑOL DE VERANO

Antihéroe al rescate

La película, dirigida por Alfonso Sánchez, aúna acción y humor con personajes entrañables en la Costa del Sol

Beatriz Martínez

Leo Harlem, en primer plano, en ’Superagente Makay’.

Leo Harlem, en primer plano, en ’Superagente Makay’. / ACN / DEAPLANETA

El cine español necesita un héroe. Y lo necesita con urgencia. Ha pasado casi un mes desde que las salas de exhibición abrieran sus puertas y el panorama resulta desolador. Pocos estrenos y una caída en picado del número de espectadores. Por eso, todos los ojos parecen puestos en 'Superagente Makey', la primera película de espíritu comercial que se estrena en este solar post-confinamiento. 

En condiciones normales, esta película protagonizada por Leo Harlem, Jordi Sánchez y Silvia Abril, que homenajea las 'buddy movies' ochenteras seguramente hubiera sido un éxito de taquilla. En teoría está confeccionada precisamente para eso, para aglutinar al público familiar alrededor de un espectáculo de acción y humor ambientado en la Costa del Sol y con un puñado de personajes entrañables que conectan con la tradición de la comedia mediterránea. 

'Superagente Makey' está dirigida por Alfonso Sánchez, al que conocimos junto a Alberto López en una serie de 'sketches' gracias a los que configuraron una pareja cómica antológica. Su primera película, 'El mundo es nuestro', se convirtió en un fenómeno 'lowcost', y Sánchez supo aprovechar la oportunidad para ir escalando peldaños en la industria. Ahora tiene que enfrentarse al reto más difícil, ¿será el pobre Makey el encargado de salvar nuestra cinematografía de la hecatombe? «Hay mucha incertidumbre. Ha sido muy gordo lo que hemos pasado y hay que generar de nuevo confianza. También tiene que haber oferta. Esto es como un restaurante, si vas es para comer producto fresco y de calidad». 

El protagonista es un policía (Leo Harlem) que sueña con vivir su propia película de acción. Su sentido del deber se encuentra tan desarrollado que siempre termina haciendo las cosas mal, como detener el autobús del Real Madrid por una infracción de tráfico provocando que pierda el partido por no llegar a tiempo. 

Referentes ochenteros

«Cuando leí el guion (obra de Jorge Lara y Fernando Pérez) conecté a la perfección con él, entendí su rollo porque yo me enamoré del cine a través de estas películas de acción ochenteras, viendo a Bruce Willis en 'La jungla de cristal'. Pero el gran reto era utilizar todas esas referencias, que son ultraviolentas y transformarlas en una comedia muy blanca sin que perdiera su esencia por el camino». 

Alfonso Sánchez es especialista en crear franquicias a través de sus personajes. El Cabesa y El Culebra en 'El mundo es nuestro' y Rafi y Fali en 'El mundo es suyo'. Ahora tenemos a Makey (sí, viene de ok, Makey), a Willy (Jordi Sánchez), un pícaro trasnochado, y también a la comisaria Cortés (Silvia Abril). 

«Una de las cosas que más me gustan de Makey es que ama su profesión, pero esto le ha generado un conflicto, y por esa obsesión dejó de tener contacto con su hija y se convirtió en un padre fracasado. Es algo que nos pasa constantemente en esta sociedad donde parece que tengas que elegir entre la dedicación al trabajo o a tus hijos. Una cuestión que creo que hemos tenido la ocasión de repensar durante el confinamiento», culmina Sánchez.