CITA EN BCN DEL CINE 'INDIE'

Steve James, un observador empático en el Americana Film Fest

Este célebre documentalista, nominado al Oscar por 'Hoop dreams' y 'Abacus', es objeto de una retrospectiva en el festival, que se celebrará desde el 3 hasta el 8 de marzo en BCN

El director Steve James, en la Filmoteca de Catalunya

El director Steve James, en la Filmoteca de Catalunya / JORGE GIL

3
Se lee en minutos
Juan Manuel Freire
Juan Manuel Freire

Periodista

Especialista en series, cine, música y cultura pop

Escribe desde Barcelona

ver +

El documentalista Steve James (Hampton, Virginia, 1954) saltó a la fama a mediados de los 90 con ese nocaut emocional de casi tres horas llamado 'Hoop dreams', la historia de dos adolescentes negros de Chicago, Arthur Agee y William Gates, y su lucha por salir de la pobreza a través del básquet. Con ella recibió su primera nominación al Oscarla segunda, más de dos décadas después, fue por 'Abacus. El banco que pagó la crisis', sobre la pequeña institución financiera que acabó siendo cabeza de turco en la crisis de las hipotecas subprime.

Mañana martes, día 3, James presentará personalmente 'Abacus' en la Filmoteca de Catalunya, en la apertura de la retrospectiva que le dedica el Americana Film Fest. Y un día después hará lo mismo en el mismo sitio con 'The interrupters', sobre el programa CeaseFire de Chicago, que empleó a expandilleros como mediadores en conflictos. En el festival podrán verse también 'Hoop dreams', 'Life itself' y los diez episodios de 'America to me', serie codirigida por James con jóvenes valores, entre ellos el gran Bing Liu ('Tablas rotas. Minding the gap').

El ciclo es una oportunidad para adentrarse en una obra profundamente humana: James observa cuestiones de raza, clase y educación desde la mirada más empática imaginable. Sus sujetos, a menudo provenientes de las comunidades negras de Chicago, confían en él porque saben que es buen hombre. Lo sabes nada más intercambiar dos palabras con él. "Me gusta la gente", dice. "Y la gente sabe ver eso, se siente a gusto y es ella misma. También les hago que ver que no estoy haciendo una película sobre ellos, sino con ellos. Creo firmemente en esa idea".

Roger Ebert se lo recuerda cerca del final de 'Life itself', la película biográfica que James le dedicó en el 2014: "Esta no es solo tu película". Nuestro entrevistado le debía una, o varias, al añorado crítico de cine, que defendió 'Hoop dreams' cuando ni siquiera tenía distribuidora. "Roger Ebert y [su compañero televisivo] Gene Siskel sabían que nadie podría verla en breve, pero hablaron de ella igualmente. Hablamos de un momento en que los documentales no se distribuían mucho, y menos si eran de tres horas y no trataban de nadie famoso".

Como en la vigésima cita

'Hoop dreams' era tan emotiva como el más efectivo drama de ficción. James reconoce que pidió repetir una escena, pero porque la realidad filmada era artificial. Se explica: "La asesora académica de Arthur nos había dicho que tenía que echarle una bronca por su bajo rendimiento. Por supuesto, pedimos filmar eso (risas), pero al final la bronca no fue grave. Ella nos confesó que la cámara le coartaba. Yo le pedí que dijera lo que quisiera. Y por fin cayó la bronca".

Manipular para desvelar la verdad, no para fabricarla. "A veces los sujetos son demasiado conscientes de la cámara, y parte del trabajo como director es hacer que sean ellos mismos. Suelo usar la analogía de la primera cita. Si alguien que te interesa a nivel romántico viniera a tu casa por primera vez, te pondrías tu mejor ropa, lo limpiarías todo… Los sujetos son iguales con los cineastas: quieren cumplir con unas ciertas expectativas. Yo, con mi cámara, quiero filmarte como si hubiera venido a tu casa por vigésima vez y no te pudiera importar menos qué ropa llevas puesta". 

Noticias relacionadas

James es optimista sobre el futuro del documental. "Vengo del festival de Sundance, en el que he presentado 'City so real', sobre las últimas elecciones municipales de Chicago, y he visto cosas tan interesantes como 'Boys state' o 'Epicentro'. Hace un tiempo, el documental parecía un único género, hecho de un único modo. Pero en los últimos años hemos visto comedias románticas, thrillers, animación… ¿Y qué es 'The act of killing' si no una película de terror?". No es un género, sino una forma. "Y que se amplía a cada momento".

No podemos dejar de preguntarle por 'Cheer', emotiva docuserie de Netflix sobre las luchas de un equipo de animadoras y animadores de élite. Jóvenes en los márgenes de la sociedad, algunos de ellos de color, en busca de evolución o redención: puro Steve James. ¿Ha visto la serie? "Tan solo he oído cosas buenas sobre ella, pero aún me he de poner. ¡Sé de que trata y creo que me debería gustar!".