04 jun 2020

Ir a contenido

QUÉ HACER HOY EN BARCELONA

El Cor Vivace celebra sus diez años en Luz de Gas con sus mejores versiones

En 'Ten' participarán más de un centenar de cantantes que salpican los temas con simpáticas coreografías

Sonarán clásicos, himnos pop, baladas o canciones de películas con unos arreglos sorprendentes

Eduardo de Vicente

Las coreografías del coro contribuyen a la complicidad con el público.

Las coreografías del coro contribuyen a la complicidad con el público. / VIVACE

Catalunya es uno de los territorios donde las corales son un fenómeno que llega prácticamente a todos los rincones. Se calcula que existen más de 500 que se dedican a fomentar el conocimiento y la práctica de la música en un ambiente sano y pedagógico que une a gente de todas las edades. Una de las más populares (y divertidas) es el Cor Vivace que se dedica principalmente a versionar a su manera temas recientes añadiéndoles juegos de voces y unas simpáticas coreografías. Este grupo, dirigido por la exigente batuta de Tomàs Rosado i Peña, que no les permite conformarse, cumple diez años, una década de existencia y lo celebra por todo lo alto.

El coro al completo durante un ensayo. / VIVACE

La cita es esta noche (21 horas) nada más y nada menos que en Luz de Gas. Sus seguidores saben que, por lo general, actúan en auditorios o teatros como El Cercle de Gràcia donde nacieron pero, en esta ocasión, quieren que se convierta en una auténtica fiesta en la que la gente pueda cantar y bailar libremente sin necesidad de estar sentado en una butaca, así que será un concierto más interactivo que nunca. La otra novedad es que han creado un nuevo logo conmemorativo que estrenarán hoy estampado en una camiseta negra.

Hoy estrenarán una camiseta con un logo conmemorativo. / VIVACE

La selección y el tema de estreno

El repertorio será una recopilación de sus grandes éxitos que ha sido escogido de una manera muy democrática, todos sus miembros han votado su canción favorita de cada uno de los espectáculos estrenados hasta la fecha. En los mismos han homenajeado a grupos (como Beatles, Abba y Queen) o musicales de Broadway, a las grandes divas de la canción, temas románticos o que hablaban de felicidad, un paseo por América o Brasil o una vuelta al mundo. Aunque sus recitales suelen ir acompañados por música en directo, en esta ocasión contarán con música pregrabada ya que los 120 cantantes ocuparán todo el escenario y, hacia el final, se unirán algunos de los que integraron la formación en los primeros años y vuelven a casa por un día.


   

La noche se abrirá con la única canción nueva en su repertorio, A thousand years, versión de una balada de Christina Perri, que estrenarán acompañados de unas velas intentando imitar el video original. Y, luego, empieza la auténtica fiesta con juegos de luces y un levantapistas imbatible, It’s raining men de las Weather Girls, que seguro que ha sonado muchas veces en el Luzde, pero nunca con tanta gente cantándola a la vez. En ese momento será cuando nos demos cuenta de que es el local ideal para que los sigamos bailando a su ritmo.


   

Simon & Garfunkel & Neil Diamond

Comentábamos cómo se realizó la elección pero hubo un caso curioso y es que, en la votación de su primer montaje (Exit), se produjo un empate, por lo que han tomado la salomónica decisión de interpretarlas ambas, así que además de este éxito discotequero, también nos transportarán a la delicadeza del Bridge over troubled water de Simon & Garfunkel en el que las voces femeninas y masculinas se alternan para conseguir resultados sorprendentes y que acabaremos siguiendo con palmas. Vuelve la animación con I’m a believer, la canción de Neil Diamond que recuperaron Smash Mouth para convertirla en un éxito en el filme de dibujos Shrek. Su versión también enfrenta a los dos grupos e incluye una simpática coreografía que nos hará tener ganas de subir al escenario.

Una imagen de 'BAQ', su concierto dedicado a Beatles, ABBA y Queen. / VIVACE

De Leonard Cohen al cine

Nos tomamos un respiro con el Hallelujah de Leonard Cohen, con arreglos originales y delicados donde brillan los solistas. Apoteósico, sí, pero algo lento, necesitamos más acción y nos vamos a Chicago… para recordar All that jazz, del oscarizado musical homónimo con una coreografía el más puro estilo Broadway y vestuario con sombreros (ellos) y guantes (ellas) plateados. Seguro que hasta Catherine Zeta-Jones se levantaría para aplaudirlos.


   

Seguimos en el cine con Let the river run, aquel tema de la comedia Armas de mujer que le valió el Oscar a Carly Simon, en una adaptación más movida de lo que quizás esperamos. Pero estamos en una sala de fiestas y eso es lo que nos pide el cuerpo, y para ello nada mejor que recurrir a una diva como Lady Gaga con su Born this way, con su respectiva coreo y cintas de colores. Acabaremos gritando: ¡Don’t be a drag! ¡Just be a queen! Y picando de palmas hasta que las manos nos duelan.


   

Mucho ritmo y una canción emocionante

Pero aún hay más con el alegre Celebration de Kool and the Gang en el que también agradeceremos que no haya asientos para movernos con libertad. Los cantantes se dividen cuatro grupos para ejecutar cada uno su baile y no nos quedará más remedio que seguir sus pasos y ponerse a gritar con ellos "¡Yahoo!" No es ninguna publicidad, ya que esta empresa global nació en el 1995 y el tema es de los 80, seguro que sus fundadores eran fans. Por si aún no habíamos tenido bastante nos espera Shakira y sus movimientos africanos de Waka waka. Es uno de los momentos en los que más se nota lo que disfrutan los chicos… y nosotros.

  

Un pequeño descanso para encarar la recta final que empieza con el Amor particular que Lluís Llach dedicó a su público y cuando los cantantes se ponen un corazón plateado en el pecho. Los arreglos son impresionantes, la emoción se palpa en la platea y asoma alguna que otra lagrimita. Snif! Snif! En otra época hubiéramos sacado el mechero, en la versión moderna los iluminaremos con los móviles. Y todo un clásico que no podía faltar, ideal para las transiciones (y el desmadre), el Bohemian Rhapsody de Queen, con Scaramouche, Galileo, Figaro, Bismillah. Oh Mamma mia! ¡Qué bien nos lo estamos pasando!


   

Un final entre himnos

You raise me up es, probablemente, la menos conocida del concierto, una canción de Secret Garden que popularizó Josh Groban, un tema ideal para corales utilizado como himno religioso y que versionó en catalán Sergio Dalma para la Marató de TV3 del 2011. En las voces de Vivace suena angelical pero para despedirse aún nos reservan otro himno, en este caso futbolístico, el Viva la vida de Coldplay que los culés asocian inevitablemente al Barça de Guardiola (“I used to ruled the world”, ¡qué lejano parece ahora!) y nos uniremos a ellos con el Oh-oh-oh Oh-oh!


   

A lo largo de esta década, Vivace ha obtenido distintos galardones por su creatividad, pero el mejor premio es la fidelidad de un público que los sigue con fervor, se divierte y disfruta con ellos, no importa la edad, tienen fans de 8 años y de 90…y cada vez son más, así que hoy habrá que buscarse un rinconcito para poder bailar en un Luz de Gas a rebosar. Happy birthday to you! (en versión de Stevie Wonder, por favor).

Montaje con los carteles de los espectáculos estrenados por el coro. / VIVACE

    


        item
    

    

        

'Cor Vivace: Ten'

Lugar: Luz de Gas (Muntaner, 246).

Horarios: hoy, miércoles, a las 21 horas.

Precio: 10 euros.

Más información: corvivace.org