19 feb 2020

Ir a contenido

CARRERA ASCENDENTE

Raquel Klein debuta en el Mercat con 'Wu Wei'

La coreógrafa mallorquina presenta una ambiciosa pieza de aire zen con cinco bailarines y dos músicos, cuyo origen fue su trabajo de fin de carrera

Marta Cervera

Un momento de ’Wu Wei’, coreografia de Raquel Klein.

Un momento de ’Wu Wei’, coreografia de Raquel Klein. / NOEMÍ ELIAS BASCUÑANA

Raquel Klein ha pasado en solo tres años de preparar una pieza de final de carrera en el Institut del Teatre a preparar su estreno definitivo este fin de semana en el Mercat de les Flors. Primero, fue un solo, '1'28' con el que ganó el certámen coreográfico de Madrid en el 2017, que hace dos años adquirió una nueva forma con más bailarines y mayor duración, presentado en la Quinzena Matropolitana. Y este sábado y domingo se verá completo en una versión de larga interpretado por cinco bailarines y dos músicos. El título de la pieza 'Wu Wei' inivta a adentrarse en un espacio diferente, en una dimensión contemplativa de la danza. "Intento que el público se adentre en un paisaje, que pueda meterse en él. Si uno llega con los biorritmos acelerados quizá le cueste más parar un poco y dejarse llevar por lo que está viendo", reconoce la creadora. La mayoría de los intérpretes son gente a la que conoció cuando ella estaba en el Institut: Jacob Gómez, Martina Rocosa, Alexa Moya, Carlos Roncero, Blanca Tolsá. Todos ellos han contribuido al proceso creativo.

Aunque el título de la obra alude al concepto taoista de la no acción, en realidad van ocrurriendo cosas en escena. El estilo de Klein es muy orgánico. Intenta que nada se precipite, que cada movimiento tenga la expansión en el tiempo que requiere. Parte de un espacio neutro y lo va llenando de contenido. Le da sentido jugando con conceptos como contención y suspensión. La música, como la coreografía, "se va creando como la pieza, a base de capas y sonidos que se producen en directo, pero sin ordenador, todo es analógico". La composición sonora va en paralelo a la composición coreográfica en un espacio que los bailarines transforman con sus movimientos mientras Adrià Juan, Albert Tarrats 'cocinando' la banda sonora en directo.

Para Klein, que a parte de estudiar danza hizo interiorismo, el espacio y también el vestuario también son claves a la hora decidir "qué dejas ver y qué no". En realidad, confiesa haber encontrado muchos puntos de conexión entre el interiorismo y la danza. "Tanto en uno como en otro trabajas con espacios y geometrías para transmitir algo. En la danza utilizas cuerpos que se mueven, en el interiorismo, objetos".

En el futuro no descarta la idea de presentar 'Wu Wei' en espacios no convencionales y explorar su adaptación a lugares tanto abiertos como cerrados. Por el momento su próxima cita después del Mercat es el Teatatro Principal de Palma de Mallorca, co-productor del espectáculo con el Mercat, a final de mes.