ASESINOS PROFESIONALES

'Polar', el bingo de Víctor Santos: Netflix estrena la película basada en su cómic

El dibujante valenciano se abre hueco en EEUU gracias a su serie de Black Káiser, cuya versión cinematográfica llega a la plataforma de 'streaming' este viernes

Página de ’Polar’, de Víctor Santos. 

Página de ’Polar’, de Víctor Santos.  / VÍCTOR SANTOS

Se lee en minutos

En el 2012 el dibujante valenciano Víctor Santos (1977) empezó a trazar las primeras viñetas de Black Káiser, un "hermético, impasible" y legendario asesino mercenario que convirtiría en protagonista de la serie de acción ‘Polar’ (Norma). Lo hizo como "alivio y evasión" del trabajo de franquicia que realizaba para el mercado estadounidense con series como 'Godzilla'. "Estaba bajo la presión de las fechas de entrega, con un ritmo terrible, y las críticas de los fans de personajes que no son tuyos. Lo estaba pasando mal con un trabajo que surgía de algo vocacional", admite en la actualidad. Poco podía imaginar entonces que ahora estaría a punto de presenciar el estreno mundial, este viernes 25 de enero en Netflix, de la versión cinematográfica de su cómic, estreno mundial, este viernes 25 de enero en Netflix,versión cinematográfica de su cómicdirigida por Jonas Akerlund y protagonizada por Mads Mikkelsen ('La caza', 'Arctic') y Vanessa Hudgens.  

Cuando decidió subirlo a internet sumaba ya 120 páginas de aquel ejercicio de estilo en blanco y negro con el rojo sangre como hilo conductor de un relato de ritmo visual trepidante y cargado de escenas de violencia, en formato horizontal. Vivió como webcómic hasta que, con el objetivo de publicarlo en papel, Santos se dirigió a la editorial estadounidense Dark Horse, su preferida. "En los 90, fue pionera en fomentar los cómics de creación propia. Contrató a autores de primera fila y les dio libertad para hacer lo que quisieran además de la propiedad de sus personajes. Su gancho fueron por ejemplo 'Sin City', de Frank Miller, o 'Hellboy', de Mike Mignola, que también llevaron al cine". Y Dark Horse apostó por 'Polar' -el primer album, 'Surgido del frío', lo publicó Norma en España en el 2015; lleva tres, y el cuarto, "con un Black Káiser más crepuscular", está a punto de imprimirse-. Y le recomendó añadir algunos diálogos, pues el original era mudo, y empezó a ofrecer los derechos audiovisuales, que compró Constantin Filmes ('Resident Evil'), al tiempo que desarrollaba la adaptación al cine. Cuando confirmaron a Mikkelsen como protagonista, entró Netflix en escena

Víctor Santos, el pasado lunes en Barcelona / JOAN CORTADELLAS

Black Káiser trabaja para Damocles. "Es una agencia gubernamental que está siendo privatizada y 'está haciendo un ERE' con sus asesinos profesionales, los jubila -explica el también autor de 'Los reyes elfos'-. Él ve que quieren eliminarlo cuando lo único que quiere es abandonar ese tipo de vida y vivir en paz o con sus demonios. No piensa que ha hecho bien, solo quiere acabar con una etapa de su vida". 

Aunque en vez de máscara lleva parche en el ojo, para el protagonista se inspiró en el Spirit de Will Eisner, capaz, admira, de "tocar casi todos los géneros -acción, wéstern, comedia de enredo...- con un solo personaje", pero también en el Alain Delon de 'El silencio de un hombre', dirigida por Jean-Pierre Melville, "un personaje glacial, hermético, pero con un código de honor propio". "Quería que el lector no supiera demasiado de él por lo que él verbaliza, que los demás personajes parecieran saber mucho de él y que sus acciones hablaran por él", explica. 

 / VÍCTOR SANTOS / Viñeta de 'Polar'

¿Cómo hacer que un asesino mercenario caiga bien al lector? "Me pregunté qué diferencia a Black Káiser del resto de violentos. Él tiene unos códigos. ¿Por qué se pone unos límites? A través de él puedes asomarte al abismo y plantearte dilemas morales". Su mundo, añade, "es una realidad paralela donde la violencia está asumida, naturalizada, con gente sujeta a unas leyes propias al margen de la sociedad". 

En el segundo volumen Káiser cede protagonismo a Christy White, que pasa de víctima a asesina vengativa, también con parche en un ojo. Ella se convierte en heroína en una serie donde hay igualdad de género entre los asesinos. "En ese mundo tan despiadado se premia, sobre todo, la eficacia, y la eficacia no sabe de sexos", sonríe el también creador de la serie negra 'Rashomon', ambientada en época de samuráis.  

 / VÍCTOR SANTOS / Viñeta de 'Polar'

Creación propia

Te puede interesar

Tras la lotería de la película de Netflix, Santos se siente "privilegiado" porque 'Polar' le ha permitido abrirse "un hueco al que no suelen llegar muchos españoles", que es el de poder dedicarse "con más libertad a obras de creación propia", pues en el mercado de EEUU la mayoría trabajan en franquicias, aunque "son autores muy respetados y valorados". Tiene "carta blanca" de Dark Horse para su otra serie de acción 'on line', 'Guts'. La protagonista promete: "Una chica negra perseguida por neonazis en los años 80".  

 / VÍCTOR SANTOS / Viñeta de 'Guts'