Ir a contenido

CRÓNICA

John Parish, lección de elegancia y versatilidad

El cantautor y productor de culto repasó todas sus modalidades en La [2] de Apolo

Juan Manuel Freire

Concierto de John Parish en La [2] de Apolo

Concierto de John Parish en La [2] de Apolo / ELISENDA PONS

John Parish lleva tiempo siendo más conocido por sus producciones (para PJ Harvey, Aldous Harding, This Is The Kit y un largo etcétera) que por su obra propia, y eso no va a cambiar con 'Bird dog Dante', su último álbum, una mezcla de temas cantados e instrumentales ajenos a las modas, solo guiados por el instinto y las inquietudes personales.

El lunes lo presentó en Apolo, pero no en la sala grande, sino en la más reducida La [2], con mesas y sillas preparadas para la mejor comodidad de sus fieles. Sabía mal que tan poca gente viniera a rendir pleitesía a este destacado miembro de la realeza alternativa, pero sabía bien la intimidad que se generó. En parte gracias a la actitud de Parish, un tipo cercano, modesto, tremendamente afable, a pesar de todos sus triunfos artísticos.

Acompañado de una banda depurada y flexible, Parish sacó brillo a gran parte del repertorio de 'Bird dog Dante', empezando por una 'Type 1' con gran solo de guitarra de Jeremy Hogg, músico que le acompaña desde los lejanos días de Automatic Dlamini. En 'Sorry for your loss', la teclista Marta Collica hizo la parte vocal que en disco corresponde a PJ Harvey. 'Add to the list' invitó a bailar (con tristeza) un vals nostálgico, mientras que 'Buffalo' creó en la cabeza imágenes de neowestern a lo Taylor Sheridan. Versatilidad y elegancia; siempre elegancia.

Abrió la noche Sara Fontán

El primer rescate del fondo de catálogo fue 'Boxers', del disco del 2005 'Once upon a little time'. Algo más tarde, iría aún más atrás en el tiempo para recuperar dos temas de 'How animals move', su debut en solitario del 2002: 'Stable life' y un tema titular que parece querer decirnos que los animales se mueven, sobre todo, en procesión. También recordó joyas como 'April', de su segundo disco a medias con PJ Harvey, y 'Plein sud', grabada para la película homónima con Léa Seydoux como protagonista femenina.

Abrió la noche Sara Fontán, violinista que, tras pasar por grupos como Manos De Topo y La Orquesta del Caballo Ganador, ahonda ahora mismo en una estimulante visión personal. Fue apasionante verla crear toda clase de sonidos (desde ruido percutivo hasta melodías épicas) y después superponerlos mediante pedales de bucle en un magma completado por la batería de Edi Pou de Za!