Ir a contenido

FESTIVAL DE VENECIA

'American Dharma': y Steve Bannon se fue de rositas

Errol Morris se acerca sin mordiente a la figura del que fuera jefe de ejecutivo de la campaña de Donald Trump, defensor de las ideas racistas y supremacistas

Nando Salvà

Errol Morris, en la presentación de American Dharma en Venecia

Errol Morris, en la presentación de American Dharma en Venecia / AP / CLAUDIO ONORATI

Sin Steve Bannon, hoy probablemente no estaríamos hablando de Donald Trump. En calidad de jefe ejecutivo de su campaña electoral, después de todo, el que fuera director de la web supremacista Breitbart ayudó al futuro presidente a esquivar controversias que habrían acabado con las aspiraciones de cualquier otro político. Después de trabajar brevemente para la Casa Blanca como jefe de estrategia presidencial, hoy Bannon continúa ejerciendo propagando ideas de extrema derecha tanto en Estados Unidos como en Europa. Y hoy en concreto está en la Mostra en tanto que protagonista de American Dharma, el documental que Errol Morris acaba de presentar fuera de concurso en el certamen.

¿Qué sentido tiene hacer una película sobre alguien que defiende ideas racistas y supremacistas? Ante los periodistas, Morris ha asegurado que su objetivo con la película -esencialmente, una larga entrevista-, ha sido "entender tanto a Bannon como la naturaleza de su ideología, y así entender lo que le pasó a mi país en el 2016 y le sigue pasando hoy… para que no vuelva a pasarle". La intención es noble, pero en la práctica American Dharma está más cerca de legitimar a un hombre que se toma ser comparado con Lucifer como un halago.

Steve Bannon, en un fotograma de 'American Dharma', de Errol Morris.

En un momento de la película, Bannon admite defender "una reestructuración radical" de la sociedad que quiebre el sistema. "Necesitamos matones que tengan las agallas para hacerlo… Trump las tiene". En otro, tras ser tachado de revolucionario y de loco por el director, admite: "Tenemos que cortar las malas hierbas". Pero Morris pasa menos tiempo increpando a su entrevistado que viendo fragmentos películas con él. Y tanto es así que, quien vea American Dharma sin conocer de antemano a su protagonista, casi seguro verá en él a una persona de encanto considerable y hasta fascinante. 

Bannon no estaba presente esta miércoles en la rueda de prensa; al parecer no ha sido oficialmente invitado por la Mostra. Sí ha asistido luego a la premiere de la película, pero lo ha hecho accediendo al Palazzo del Cinema por una discreta entrada lateral en lugar de atravesar la alfombra roja, como inicialmente se esperaba que hiciera.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.