Ir a contenido

ENTREVISTA

Fatoumata Diawara: "Todas las mujeres estamos en la misma lucha"

La cantante y guitarrista afro-pop de Mali presenta el radiante 'Fenfo' este sábado en el festival Cruïlla

Juan Manuel Freire

La cantante malí Fatoumata Diawara

La cantante malí Fatoumata Diawara

Esta aplaudida artista de Mali visita el Cruïlla mañana sábado, día 14, para presentar 'Fenfo' (2018), mezcla arrebatadora de afro-pop y funk wassoulou. Actúa en el escenario Time Out a las 19.00 h.

En apariencia, los instrumentos musicales son cosa de hombres en Mali. ¿Cómo se hizo con el primero? Creo que fue una guitarra acústica.
Empecé a tocar cuando me mudé a París siendo adolescente. Mientras estuve en Mali, ni me lo planteé. En París era otra historia, la cultura es totalmente diferente.

¿Tomó algún tipo de clase? He leído que muchos hombres se ofrecieron a enseñarle, algunos a cambio de sexo.
Quería aprender yo sola, sin depender de nadie. De modo que me hice con un libro. Y me di cuenta de que, en realidad, tampoco era tan difícil aprender a tocar la guitarra. La libertad era insustituible. Además, no me sobraba tiempo para ir a clases en París.

El salto en su voz y su guitarra en 'Fenfo' es muy notable. Canta de forma más expresiva. Toca las cuerdas de forma más intrincada. ¿Reconoce el crecimiento?
Sí, claro, por supuesto. Y es lo que buscaba. No quería volver después de siete años haciendo el mismo disco. Decirle a todo el mundo que estaba esperando: "¡mirad esto!".

Desde que publicó su primer álbum, ha grabado con Damon Albarn, Bobby Womack, Mulatu Astatke y otros grandes. Experiencias así también la habrán ayudado a crecer.
En el apartado de la voz, me ayudó mucho trabajar con [el pianista cubano] Roberto Fonseca. Sacó de mí una forma de cantar que no conocía. En el nuevo disco, se nota la influencia del jazz.

Una de sus últimas colaboraciones más sorprendentes ha sido con el dúo house Disclosure. ¿Qué puede decirnos sobre ella?
Fue como con todas. Me oyeron en algún sitio, creyeron que iría bien con su música y tratamos de hacerlo funcionar. En general me encanta colaborar. ¡Lo haría siempre! He de consultarlo con mi mánager, pero yo, en principio, siempre estoy encantada.

Sus canciones pueden abordar temas candentes, pero desde una óptica positiva, en lugar de incendiaria. Por ejemplo, en 'Nterini' recuerda que abría una solución fácil para el problema de la inmigración: abrir las fronteras.
Quería abordar este tema, porque me parece el más importante de nuestro tiempo. Pero hacerlo sin quejas. La gente debería visitar los países de donde vienen esas personas y descubrir que allí también hay cultura, educación, sentimientos.

Ha dicho que, todavía hoy, en una familia africana se puede recibir el nacimiento de una hija como una mala noticia. ¿Intenta usar la música para corregir esa idea?
En países como el mío, ser mujer puede realmente impedirte tener una vida plena. Con solo 14 o 15 años ya puedes estar casada. Esto debe cambiar. No solo en Mali, también en la India o Sudamérica. Ahora mismo todas las mujeres estamos en la misma lucha. Los problemas son distintos en cada lugar, pero la lucha es la misma.

0 Comentarios
cargando