Ir a contenido

cita musical

Los reyes de la calle toman el Sónar: Liberato, Rels B., Putochinomaricón...

El festival redobla su apuesta por los sonidos urbanos y dedica por segundo año un escenario exclusivo a la nueva generación de artistas de esta escena

Ignasi Fortuny

El rapero mallorquín Rels B.

El rapero mallorquín Rels B. / CANADÁ EDITORIAL

Si el Sónar es vanguardia, música avanzada, la introducción el año pasado de un escenario (SónarXS) exclusivo para la latente generación de nuevos artistas -y público- identificados con los sonidos urbanos encajó a la perfección con la filosofía del festival barcelonés. Seguramente porque en los últimos años la música avanza más rápido por la calle que por la autopista en la que mandan las concesionarias de siempre, grandes sellos y empresas. 

El festival, más allá de la estrategia que busca atraer a la masa de jóvenes y fieles oyentes y seguidores de estos nuevos -o revolucionados- ritmos al certamen de música, principalmente, electrónica, acertó en su apuesta artística. De la electrónica a un espectro global con buena aceptación. Y es que en la pasada edición entraron en tromba en el Sónar dejando huella en su asfalto nombres ya de primera fila como DellafuenteYung Beef, Bad GyalKinder Malo & Pimp Flaco, Bejo o C. Tangana

Bad Gyal en el escenario SónarXS / Acn

Rels B. como punta de lanza

Prueba del éxito que tuvo el SónarXS fue la buena respuesta de los asistentes y que, en esta nueva edición, la número 25, el festival repite fórmula y hasta saca a relucir en el escenario noble del Sónar de Día al rapero mallorquín 'supercifras' Rels B (16 de junio, 17.30 h). Un sitio que el año pasado ocupó, por ejemplo, la puertorriqueña Princess Nokia

Rels B., que se ha hecho un nombre (y ocho discos de oro) al margen de las discográficas, es uno de los iconos de lo que se podría llamar, por lo que mueve y genera, pop urbano. Estrella de una nueva ola musical que no es copia de nadie, que nace como algo propio, un movimiento autóctono. Y que Rels B. reivindica así en la canción 'Winner': "Hasta la polla de raperos y de gorra de los Celtics / en mi barrio somos del Murcia y del Betis".

Un cartel variopinto

Así, la programación de artistas llegados del traprapreggaetondancehall u otros géneros urbanos otorga también este año una celebrada bipolaridad al Sónar. Un cartel ecléctico de músicos que beben todos de una misma fuente, de una manera de hacer, que han conectado con su público a través de la red y que desafían a la industria musical. Aquí caben un buen puñado de variopintos artistas españoles, latinos y europeos. De Islandia, por ejemplo, llega el trío Cyber

El festival contará con una buena representación de la escena urbana española. Destaca el madrileño de origen taiwanés Putochinomaricón, que lucha con sus letras e ironía contra los esteoreotipos; el dúo valenciano Mueveloreina, que hace con su capacidad para hacer bailar honor a su nombre; el prometedor canario Maikel Delacalle, y el 'youtuber' multidisciplinar Lory Money, entre otros. Y, evidentemente, la flamenca y urbana Rosalía, uno de los principales nombres del 2017 que ahora empieza una nueva andadura musical de la que, de momento, tan solo conocemos el comentadísimo tema 'Malamente'.

Capítulo aparte de este Sónar protagonizado por los ritmos urbanos merece la programación de dos arquitectos de sonido imprescindibles para entender la nueva escena musical española. Son Steve Lean, creador del ritmo PXXR GVNG, y Alizz, el hombre que ha construido los principales 'hits' de C. Tangana.

Steve Lean posa para EL PERIÓDICO / xavier gonzález

Encenderán la mecha del Sónar más fogoso las 'djs' Jamz Supernova (también en el escenario principal), la colombiana Rosa Pistola (reggaeton sin descanso) o la portuguesa Nídia (kuduro y otros ritmos africanos). Más pausada pero igual de revoltosa es la argentina Nathy Peluso, ahora residente en Barcelona, que camina por una mezcla de estilos (soul, jazz, r&b, hip-hop...) con una manera de rapear que la hace singular y poderosa.

Liberato, un ídolo sin rostro 

Volviendo al Viejo Continente, el Sónar ha conseguido reclutar al fenómeno musical juvenil en Italia, Liberato. Un ídolo sin rostro pues nadie sabe su nombre, su aspecto ni de dónde sale, más allá de que es de Nápoles. Con un año de carrera y media docena de canciones, este enigmático artista (o artistas) encapuchado dará en el Sónar su primer concierto fuera de su país. A raíz de esto, se prevé una eleveda presencia de italianos en el festival.

Otros artistas europeos destacados son el inglés Wiley, el padrino del 'grime', y el sueco emo-trap Yung Lean.

0 Comentarios
cargando