Ir a contenido

CONFLICTO PATRIMONIAL

El cuadro perdido de Sijena podría llegar a Aragón el viernes

El Gobierno aragonés sugiere esta fecha al juzgado y el Museu de Lleida se muestra dispuesto a acatar la ejecución provisional

Natàlia Farré

Fragmento del óleo de la Inmaculada proveniente del monasterio de Sijena y custodiado por el Museu de Lleida.  

Fragmento del óleo de la Inmaculada proveniente del monasterio de Sijena y custodiado por el Museu de Lleida.  

El litigio por las 44 obras provenientes del monasterio de Sijena y custodiadas desde hace décadas por el Museu de Lleida ha vivido este miércoles un nuevo capítulo con la providencia, fechada el martes, dictada por María Teresa Puchol, la nueva titular del juzgado de Instrucción número 1 de Huescarequiriendo al ministro Íñigo Méndez de Vigo, ‘conseller’ de Cultura por la aplicación del artículo 155, la entrega en el plazo de dos días hábiles de la última pieza pendiente de traslado a Aragón. De no hacerlo, la juez advierte de que podría incurrir en un presunto delito de ''desobediencia a la autoridad judicial''. El tiempo empezará a contar a partir de que Méndez de Vigo reciba la notificación, cosa que puede llevar unos días. Aunque es muy probable que la obra tome el camino a Sijena este mismo viernes. La pieza en cuestión es un cuadro del siglo XVII de la Inmaculada que en su día no se entregó al estar extraviado por las dependencias del Palau Episcopal.

El requerimiento al ministro llega después de que el Museu de Lleida haya enviado tres escritos al juzgado (el 15 de diciembre, el 2 de enero y este martes) mostrando su entera disposición a acatar la ejecución provisional de sentencia pese a no estar de acuerdo con ella y pidiendo que el juzgado o el Gobierno aragonés fijara quién iría en su búsqueda y cuándo. La idea expresada por la institución es que la pieza no puede ser entregada voluntariamente sino que su posesión debe ser tomada, ya que así lo indica la ejecución provisional y así puede mantener el museo sus derechos.

Después de un mes sin respuesta alguna, finalmente, el Gobierno de Aragón presentó también el martes, tras dictarse la providencia, un escrito al juzgado indicando que la obra sería recogida el viernes, día 19, a las 11.00 horas y sin custodia policial. Señalando, además, que el traslado correría a cargo de la empresa Queroche, una filial de Feltrero, la misma compañía que hizo el criticado transporte de las otras 43 piezas. De hecho, es muy posible que así sea, que el viernes la obra parta hacia la comunidad vecina. De momento, Queroche ha pedido las medidas exactas al Museu de Lleida, ya que las que Aragón facilitó para el traslado de las otras 43 resultaron ser en su mayoría equivocadas. Y Lleida las ha facilitado. La intención de los responsables del museo es hacer el proceso, que es ineludible, de una manera tranquila y a ser posible fuera de los focos.

Investigación del ministerio fiscal

La providencia también pide al ministerio fiscal que investigue si el Director de Patrimoni de la Generalitat, Jusèp Boya, "hubiese podido incurrir en algún tipo de responsabilidad" el 11 de diciembre, día en que la Guardia Civil irrumpió de madrugada en el museo para llevarse las obras. Piezas sujetas a la ejecución provisional de la sentencia de abril del 2015 que consideraba la venta de las obras por parte de las monjas del monasterio "nula de pleno derecho" e instaba a que retornaran al cenobio. Según denunció el representante legal del municipio de Villanueva de Sijena, Boya no respetó la decisión judicial al aparecer en una fotografía con las manos arriba frente a unos manifestantes que portaban una pancarta con el lema "Manos arriba esto es un atraco".

0 Comentarios
cargando