Ir a contenido

LA GRAN CITA DEL CINE FANTÁSTICO DE CATALUNYA

Sitges-2018 celebrará los 50 años de '2001, una odisea del espacio'

El festival consolida su tendencia al alza y prevé un aumento del 10% en el número de entradas vendidas respecto al 2016

Un fotograma de 2001, una odisea del espacio, de Stanley Kubrick

Un fotograma de 2001, una odisea del espacio, de Stanley Kubrick

El Festival de Cine Fantástico de Catalunya del 2018 estará dedicado al 50 cumpleaños de "la mejor película de la historia, pasada y futura", que en opinión de su director, Ángel Sala, es la obra maestra de Stanley Kubrick '2001, una odisea del espacio' (1968). Sala, que seguirá siendo director del Festival de Sitges otros dos años más, sumando así 19 en su cuenta, ha desvelado hoy que la próxima edición, que hace la número 51, será de homenaje a la mítica cinta de ciencia ficción y también "una propuesta de análisis de cómo el cine ha tratado la muerte de la realidad".

Tanto el director del festival, como el alcalde de Sitges, Miquel Forn, dieron a conocer en la tradicional comida de balance con los medios acreditados los datos económicos que, a día de hoy, arroja la venta de entradas de un festival que "existe y vive por y para los fan", ha dicho Forn. Con un total de 58.467 entradas vendidas al público desde la apertura de taquillas, 5.000 más que el año pasado, el festival consolida una tendencia iniciada en 2015, cuando se produjo un aumento en taquilla del 11%.

"Si seguimos así, sumado al 7% registrado el año pasado, y si la geopolítica y el clima no lo cambian -ha bromeado el alcalde-, el festival habrá crecido un 10%, muchísimo, y además permite que la cifra bruta de los últimos tres años se acerque al 30%". A estos datos, ha precisado Mónica Garcia i Messegué, miembro del Patronato y directora general de la Fundación Festival de Sitges, hay que sumar "otro tanto" vendido a través de acreditaciones.

El año pasado se llegó a los 130.000 entradas, y éste, en el que se celebra el 50 aniversario de la cita de cine fantástico más importante de Europa, el objetivo es "consolidar" el festival con la ampliación de la oferta habitual, además de nuevas salas y más oportunidades para la industria, ha comentado Forn.

"Lo fantástico ya no es un gueto"

Para Sala, el motivo de estas cifras tan positivas hay que buscarlo en que "lo fantástico ya no es un gueto, no es cine dedicado a un grupo de entusiastas consumidores que más o menos lo ven todo, sino que responde a una masa crítica más amplia que debate y crea tendencias". Hoy, ha señalado Sala, las series de televisión han favorecido "milagros" como que "nuestros padres y abuelos vean en casa series como 'The walking dead' en 'prime time' (...) o se entusiasmen con historias donde hay dragones y enanos más listos que la mayoría".

"El fantástico lo está inundando todo", ha considerado Sala, quien puso como ejemplo películas de terror de máxima audiencia en taquilla como 'It' o 'Verónica'. "La gran noticia -ha dicho- es que son rentables al nivel de los éxitos de Marvel". Todo esto indica, ha afirmado, que "este festival tiene más sentido que nunca" y ha reivindicado la palabra "fantástico", a la que hay que reforzar porque "vivimos en un mundo que ha asesinado la realidad, vivimos en un mundo virtual en el que las cifras se cuantifican en términos de bits", ha considerado.