Ir a contenido

EN LA SECA

De fiesta con Shakespeare

Els Pirates actualizan y convierten en una celebración 'Somni d'una nit d'estiu', con música en directo

MARTA CERVERA / BARCELONA

Tres actrices de Els Pirates en una escena de Somni duna nit destiu.

Tres actrices de Els Pirates en una escena de Somni duna nit destiu. / ALVARO MONGE

Els Pirates acerca al espectador del siglo XXI 'Somni d’una nit d’estiu', una obra de Shakespeare tan compleja como fantasiosa. La compañía convierte la obra en una fiesta que explora los límites entre realidad y ficción. Y todo ello con una puesta en escena directa y sencilla con guiños al Comedia del Arte que, a partir de esta noche y hasta el 25 de junio, se instala en La Seca-Espai Brossa.

"Uno de los retos ha sido destacar todas las capas de este complicado texto con tantos personajes e historias. Otro, interpretar la veintena de roles con solo siete actores", resalta Adrià Aubert, director del montaje. La agilidad en los cambios de cambios de vestuario es clave para mantener el ritmo de una adptación que potencia la parte más canalla, inquietante y absurda de la obra de Shakespeare.  

EL MUNDO AL REVÉS

Enredos amorosos, obsesiones, celos, filtros mágicos, gente sencilla, personajes poderosos, seres mitológicos y criaturas fantásticas protagonizan el original que transcurre en una noche en la que el orden natural se subvierte. El choque entre el mundo humano y sobrenatural provoca todo tipo de conflictos en esta pieza llena de contrastes y con final feliz. 

Laura Aubert, Núria Cuyàs, Ricard Farré, Ariadna Pastor, Laura Pau, Lluna Pindado y Àlvar Tria asumen diferentes roles pero también cantan y tocan distintos instrumentos en la obra con música original de Llorenç González Guillem Roma. La música, históricamente, ha ido unida a esta pieza para la que Fèlix Mendelssohn creó la célebre 'Marcha nupcial'. 

Esta es la segunda incursión en el mundo shakespeariano de la compañía Els Pirates tras su aclamada interpretación  de 'Nit de reis', convertida en un clásico de El Maldà, coqueta sala situada en el corazón de Barcelona que este dinámico grupo gestiona desde el 2013. 

Su nueva versión, con traducción de Salvador Oliva, condensa la obra de Shakespeare sin alterar su esencia. "No es fácil adaptar una obra que reune en un mismo contexto a personajes tan diferentes. No es una pieza convencional. Seguramente se representó en una celebración, quizá una boda. Inspirándose en eso hemos convertido nuestra propuesta es una fiesta que es un espacio ideal donde puede pasar de todo". En ese contexto caben todo tipo de escenas, desde las más alegres o fantásticas, a las más amargas o sensuales. "Nuestra adaptación no es superficial. Hemos profundizado en el texto". 

"MÁXIMA FIDELIDAD"

"En esta obra hay desde personajes mitológicos a otros, como Puk extraídos de la mitología inglesa, y otros pertenecientes a la tradición teatral anglosajona", recuerda Aubert. Él y su equipo se han entregado a la hora de investigar qué hay detrás de cada palabra. "Una de las cosas que más nos interesa es entender la intención de Shakespeare para trasladarla a nuestros días con la máxima fidelidad". Aunque mantienen algunas de las citas originales pero otras han tenido que cambiarse. Las referencias a temas populares en el siglo XVII que ya nadie recuerda han sido sustituidas por otras más reconocibles. "La obra de teatro que al final se representa en nuestra versión es 'Romeo y Julieta', un referente mucho más conocido ahora que la que la 'Tragedia de Píramo y Tisbe' del original".

La sencilla ambientación del montaje da un toque popular a la propuesta. La escenografía está realizada con una simple tarima de madera y se utilizan cajas del mismo material para crear diferentes ambientes. La proximidad con el público, la iluminación y la magia del teatro contribuirán a sumergir al espectador en esta fiesta que Els Pirates han montado en La Seca.