Ir a contenido

NUEVA GIRA DE LOS AUTORES DE 'AL MAR!'

Manel: "En el resto de España siempre seremos minoritarios, y es lógico"

El grupo barcelonés emprende este miércoles en Razzmatazz un 'tour' que incluye conciertos en Madrid, Zaragoza y Gijón, y un itinerario por diez ciudades europeas

Jordi Bianciotto

Manel, en una imagen promocional, con Guillem Gisbert primero por la izquierda.

Manel, en una imagen promocional, con Guillem Gisbert primero por la izquierda. / KIKU PIÑOL

Manel abre el año II de ‘Jo competeixo’ con un concierto, este miércoles, en la sala Razzmatazz (21.00 horas, entradas agotadas), dentro del Room Festival, punto de partida de una gira que en los próximos meses le llevará por escenarios catalanes, españoles y europeos. Hablamos con su cantante y portavoz, Guillem Gisbert.

¿Manel se ha ido apartando de los teatros para asentarse en salas y clubs? No, no seguimos ese concepto de adecuarnos a un espacio determinado. Sí que es verdad que el segundo disco era para presentarlo en un teatro, pero fue solo ese momento En Razzmatazz tocaremos igual que en un auditorio con butacas. Yo no cambio los pedales de la guitarra en función de si toco en un sitio u otro.

¿Han modificado el repertorio? Intentaremos recuperar canciones antiguas que no tocábamos últimamente, por si hay público que repite y también por nosotros.

‘Jo competeixo’, con sus ritmos tropicales y su electrónica, ha supuesto un cambio. ¿Han ampliado su público? No, cuando haces algo nuevo, distinto, hay gente que se engancha y otra que la pierdes porque no les gusta ese paso o porque se ha cansado de oírte. Mi sensación es que hubo un momento en que Manel estuvo de moda, y que luego nos hemos mantenido. Joan Miquel Oliver también dice que Antònia Font se puso de moda con ‘Wa yeah’. Fue ese momento.

Manel cumple 10 años en este 2017. ¿Para cuándo la gira de regreso a las raíces, con su ukelele y sus canciones pop-folk? No, no, lo hemos comentado y nos estamos preguntando qué hacer, algo que no sea de excesivo mal gusto. Estamos en ello. Pero no sé si haremos algo específico para celebrarlo.

JORDI PUNTÍ

Manel, en el concierto que ofreció en el último festival de Cap Roig.

Cuando mira hacia atrás, ¿ve aquel Manel como si fuera otra banda? Con los años vas cogiendo cierta humildad. Cuando, en el 2008, hicimos una canción con ukelele, yo no me daba cuenta de lo ligados a la moda que estábamos. Pensaba que estábamos haciendo algo nuevo y maravilloso. Ahora somos conscientes de cómo la moda avanza a una velocidad enorme. No sé qué perspectiva tendremos en diez años de ‘Jo competeixo’. Así que la respuesta es que sí, somos una banda diferente.

Adoptar ritmos tropicales o electrónica también puede ser una moda. Posiblemente. Hubo una época en que estábamos instalados en la sonoridad del indie-folk, y si te hablaban de una caja con ‘reverb’ ochentera sonaba a chiste. Ahora, en cambio, vemos muchos grupos utilizando sonoridades de los 80. Lo divertido es que estas modas las disfrutamos y nos las creemos.

Antes hablaba más en escena, como los cantautores o los trovadores folk. Ahora es más un músico pop. Sí, pero no siento que eso sea por cuestión de moda. En cierto momento sentí que ese personaje, nacido de la necesidad, de tener pocas canciones y llenar un poco más el concierto, ya no me apetecía recrearlo. La conexión con el público debía ser a través de las canciones.

En marzo volverán a Madrid y luego harán su mayor gira europea hasta la fecha, diez conciertos, de Londres a Fráncfort. ¿El circuito catalán se queda pequeño para Manel? No es eso, siempre hemos deseado tocar donde sea, donde nos inviten, y sabemos que cantar en catalán siempre tendrá un techo. En el resto de España siempre seremos minoritarios, y es lógico. Nadie que cante en catalán se puede quejar de no tener público en Galicia. Y nosotros tenemos suerte y podemos tocar por toda España y viene gente a vernos.

Llenar salas en Madrid o Sevilla haciendo pop en catalán es meritorio, aunque, con sinceridad, ¿no se ha exagerado un poco a veces su impacto en el mercado español, incluido el alcance de esos números uno en ventas? Ese titular del número uno siempre lo hemos matizarlo. Primero, porque nuestro disco ha sido el más vendido en España porque era el más vendido en Catalunya, y luego, porque las cifras son ridículas. Aún tenemos en el ADN un residuo del siglo XX, de cuando ese titular, “el disco más vendido en España”, era importante, cuando hoy hay que hablar de Spotify y de YouTube. Yo aún reacciono ante un titular así, ¿eh? Pero ya no creo que tenga tanta importancia. Creo que en diez años ya no nos expresaremos en esos términos.

¿Qué tipo de público tiene Manel en Madrid? Yo debo decir que en los últimos tiempos me he encontrado en los conciertos con personas que eran de allí, y que no habían venido porque tuviesen un novio catalán, sino porque les había gustado alguna canción nuestra. No tenemos un público ‘mainstream’, pero sí gente que nos ha escuchado y que, de la manera más natural, viene a vernos, aunque tenga que hacer un esfuerzo con la lengua.

¿Aspiran a que algo así les pase en otros países europeos? Bueno, ahí aspiramos a pasárnoslo bien y a que económicamente resulte razonable. Me sentiría ridículo si dijera que pretendo triunfar en Alemania. Aunque el disco se publicará allí, como el anterior.

Participan en el vídeo ‘Casa nostra, casa vostra’, a favor de los refugiados del Mediterráneo, pero no estarán en el concierto del Palau Sant Jordi. Ese día tocamos en Cornellà.

Si no, ¿participarían? Hicimos el vídeo porque la causa nos parece justísima, pero participar en el concierto, no lo sé, sinceramente. Quizá sí, pero es algo muy personal. Cada uno sube al escenario de una manera. Para participar en ese tipo de concierto debes tener una determinada personalidad.

0 Comentarios
cargando