CITA CON LA HISTORIETA

Salón del Cómic, a todo gas

El festival afronta su edición más "ambiciosa" en un ambiente de recuperación del sector

El Salón rinde homenaje al dibujante Francisco Ibáñez / RICARD FADRIQUE

Se lee en minutos

Este jueves el Salón del Cómic de Barcelona arranca su 34ª edición Salón del Cómic de Barcelonaa todo gas, y no solo por la gran exposición temática de este año, ‘Viñetas sobre ruedas’, que trae literalmente a Fira Montjuïc, hasta el domingo, una parrilla de coches, motos y bicicletas ligados a las historietas, amén de más de 200 originales y reproducciones; o por el cartel, con toda la 'troupe' de Mortadelo y Filemón llegando motorizada al recinto, obra de Francisco Ibáñez (protagonista de una muestra-homenaje a sus 80 años). También porque, de nuevo, el certamen es, según su director de contenidos, Antoni Guiral, “el más ambicioso”: crece en 9.000 metros cuadrados respecto al 2015 ocupando una superficie de 45.000, entre los palacios 1 y 2 y la plaza del Univers. Por ello, el aforo será mayor y la organización espera superar la cifra de 113.000 visitantes alcanzada en la anterior edición, atrayendo con su oferta de actividades y muestras tanto a seguidores habituales del medio como a profesionales y sumando al nuevo público que empieza a acercarse al mundo de la viñeta.

El Salón del Cómic, la cita del sector más importante del país y la segunda de Europa tras el Festival de Angulema (Francia), que este año cuenta con la excepcional y esperada visita de Frank Miller ('Batman. El regreso del Caballero Oscuro') tiene un presupuesto de 786.500 euros (frente a los 726.000 del 2015 y los 672.200 del 2014). De esa cantidad, solo el 17,43% proviene de ayudas públicas (Ayuntamiento, Generalitat y Ministerio de Cultura). 

CRECE LA FACTURACIÓN DEL SECTOR

Lo que también crece es el sector del cómic, que vive una época dorada en cuanto a creatividad, que se traduce para el lector en una gran diversidad de títulos de calidad de distintos autores en las librerías. Y dentro de sus siempre modestas cifras (‘best-sellers’ como los álbumes de Francisco Ibáñez, capaces de llegar a los 100.000 ejemplares, hay bien pocos y un cómic que funcione muy bien, puede vender 20.000 ejemplares) parece que nota los brotes verdes. Según el último Informe del Comercio Interior del Gremio de Editores, el cómic experimentó un incremento mayor al promedio global del sector del libro durante el 2014. La cifra de facturación del cómic fue de 58,80 millones de euros, lo que significó un aumento del 9,8% respecto al 2013 (cuando facturó 53,54 millones). Se vendió un 0,7% más, se editó un 4,2% más de títulos y un 13,2% más de ejemplares que el año anterior. Por su parte, la Asociación Cultural Tebeosfera, en su último informe anual, estima que en el 2015 se editó un 13% más de cómics que en el 2014. 

Guiral, que lleva más de 30 años en el medio, ratifica la gran variedad de oferta de cómics, pero no todo es de color de rosa. "Hay también una falta de producción nacional a pesar de los esfuerzos de editores y autores, que además están haciendo trabajos muy interesantes. Debería haber más y debería existir una fórmula para que fuera rendible para un autor y un editor hacer cómics. ¿Cómo puede vivir con 1.500 euros un autor que se pasa cuatro meses con una obra?".   

EL MNAC Y EL INSTITUT FRANÇAIS

Con un impacto económico para la ciudad de Barcelona de unos 4.500.000 euros en el 2014, teniendo en cuenta los visitantes que vienen de fuera, el Salón del Cómic sigue creando sinergias más allá del recinto de la Fira. Por ejemplo, este año, con una colaboración con Cinesa u otra con El Prado y el Museu Nacional d’Art de Catalunya (MNAC), donde con la entrada del certamen se podrá acceder gratis hasta el 31 de mayo. En el MNAC, además, podrá verse la exposición sobre el trabajo de Santiago García y Javier Olivares, ganadores con 'Las Meninas' del Nacional de Cómic y del premio a la Mejor Obra del Salón del 2015. Con 60 originales, entre ellos 22 inéditos de 'Beowulf', obra que empezaron juntos pero que García acabó cristalizando con David Rubín.

Noticias relacionadas

También en el marco del Salón, el Institut Français de Barcelona acoge la muestra gratuita de cómics ‘Influencias cruzadas’, que une Catalunya y Lyón con 48 piezas inéditas de ocho dibujantes (Rossi, Lax, Efa, Jordi Lafebre, Daphné Collignon, Jérôme Jouvray, Roger y Homs), de nuevo con la participación de la Escola Joso y el Lyon BD Festival, que el año pasado ya impulsaron el proyecto WebTrip. Otra actividad paralela es la exposición colectiva donde diversos dibujantes españoles y franceses homenajean al personaje de Spirou, en el Espai Veïnal Calabria 66. 

También durante toda esta semana vuelven a celebrarse las Jornadas comiqueras, que acogerán múltiples actividades en los centros Fnac de Barcelona, entre ellas una sesión maratoniana de firmas con más de 80 autores este viernes. Quienes lo tendrán difícil para conseguir una firma serán quienes codicien la de Frank Miller, la estrella de los invitados del Salón del Cómic, pues la inscripción previa necesaria para acceder a ellas, gestionada por ECC Ediciones, ya se ha cerrado, igual que la entrada a la conferencia que dará el sábado.