Ir a contenido

Love Of Lesbian, todavía un fenómeno

El grupo pop barcelonés arrasó en Razzmatazz con el material melancólico de `El poeta Halley¿

Juan Manuel Freire

Love of Lesbian en Razzmatazz.

Love of Lesbian en Razzmatazz. / FERRAN SENDRA

En las semanas previas al lanzamiento de ‘El poeta HalleyLove Of Lesbian sentían cierto temor por cómo sería recibido un disco que se compone, en esencia, de medios tiempos melancólicos; no pensado para festivales. También por cómo encajarían, si funcionarían, estas canciones frágiles en el contexto de directos famosamente expansivos, a los que el público acude a corear hasta casi desgañitarse.

Temores infundados: como el propio líder del grupo, Santi Balmes, reconoció y agradeció, el público de Razzmatazz recibió el jueves -en la primera de tres noches consecutivas con entradas agotadas- ese nuevo repertorio con visible apasionamiento; sobre todo en la parte central de la sala, porque en los márgenes hubo gallinero importante durante las lentas y los generosos discursos de Balmes entre tema y tema. Los 'shhh' de unos para hacer callar a otros fueron constantes.

Love of Lesbian es un fenómeno todavía, a pesar de la densidad poética de su último trabajo o quizá gracias a ella

Había cierto espíritu de festival en la sala, pero lo que Love Of Lesbian traían era algo más complicado y completo que un simple 'set' de 'hits': un repaso a todas sus caras, de las más sudorosas a las más reflexivas, sin miedo a la insistencia en un nuevo material de gran ímpetu poético. “En homenaje a las palabras”, como dijo Balmes al presentar ‘Océanos de sed’.

La actuación había empezado con el sintetizador pulsátil de ‘Cuando no me ves’, en la que Balmes lució, como en otros temas, sombrero de copa con ojo azul brillante en el centro. “Ja som aquí, lesbians!”, gritó entre la algarabía. Han sido 17 meses de ausencia y se nota: muchos cantarán las canciones con tanta pasión que desafinarán a lo loco. 'Flash-backs' como ‘Maniobras de escapismo’ y ‘Noches reversibles’, himnos de su época de revelación popular como ‘Allí donde solíamos gritar’, un acústico ‘Segundo asalto’ y la propia ‘1999’ con el clásico añadido de ‘Porque te vas’ (Jeanette)… Todo bien gritado. La afonía de hoy será interesante.

CANCIÓN DEDICADA A BOWIE Y PRINCE

Canciones de estreno como ‘Bajo el volcán’ y ‘Contraespionaje’, con esas guitarras lánguidas y 'grooves' tranquilos, mostraron una posible adoración de LOL por Fleetwood Mac. La que es segura es su pleitesía hacia David Bowie y Prince, a quienes dedicaron ‘Los seres únicos’. También quisieron agradecer la inspiración de sus productores Santos&Fluren, invitados para aportar percusión y teclados, respectivamente, en nada menos que ‘Club de fans de John Boy’.


Fueron en total casi dos horas y media de actuación, con un par de bises en los que triunfó particularmente ‘Algunas plantas’, pero a muchos todavía pareció saber a poco. LOL es fenómeno, todavía. Pese a la densidad poética, o quizá gracias a ella.

0 Comentarios
cargando