Ir a contenido

FESTIVAL DE VERANO

Al cielo con Bach

CRÓNICA Las cantatas de la Ascensión llenan de magia Torroella

CÉSAR LÓPEZ ROSELL / TORROELLA DE MONTGRÍ

La conjunción de la Academia 1750, orquesta del Festival de Torroella, con el Cor de Cambra del Palau de la Música y cuatro voces de la talla de Laia FrigoléAnna AlàsVíctor Sordo Pablo Acosta, llevaron a Bach al cielo interpretativo. Las tres cantatas recreadas la noche del martes en un rebosante Espai Ter, pertenecen a las dedicadas a la fiesta de la Ascensión, que el autor compuso en sus años en Leipzig. Con Josep Vila i Casañas al frente de las dos formaciones, el desarrollo del concierto fue lo suficientemente compacto como para complacer a una audiencia acostumbrada a disfrutar del repertorio barroco.

Esta coproducción del Auditori de Barcelona y el Palau de la Música inauguró las propuestas de música antigua del festival, que tendrán continuidad esta misma semana con la esperada presencia, mañana, de la nueva estrella del género, Anna Prohaska respaldada por el Ensembe Arcangelo, y el sábado con Robert King al frente de The Kings Consort. Para empezar, el chute de espiritualidad de estas obras de Bach llenó de buenas vibraciones la muestra ampurdanesa.

Efectos tímbricos

Partiendo de las narraciones del Nuevo Testamento que relatan la subida al cielo de Jesús, Bach edificó un corpus musical pletórico de belleza que los participantes de la velada supieron transmitir. La magia del ambiente de gozo de los pasajes descritos llegó por medio de efectistas efectos tímbricos, inspiradas arias y recitativos de los solistas vocales, con especial relieve en las actuaciones de los cantantes Víctor Sordo y Anna Alàs, brillantes incursiones del coro así como de intérpretes solistas como la concertino Alba Roca y el trompetista René Maze.

El que crea y sea bautizado fue la primera cantata interpretada seguida de Dios asciende con gloria, todas ellas muy bien acogidas, aunque las aclamaciones se multiplicaron con Alabad a Dios en su reino, con estructura de oratorio por la intervención de un narrador, que cerró esta jubilosa fiesta bachiana.

0 Comentarios
cargando