Ir a contenido

MÁSCARA PEGADA

Egipto admite la chapuza de Tutankamón

Las autoridades egipcias han reconocido una restauración defectuosa de la barba de la máscara de Tutankamón, que se conserva en el Museo Egipcio de El Cairo, después de que esta se despegara el pasado mes de agosto tras un accidente. El ministro egipcio de Antigüedades, Mamduh al Damati, y el restaurador alemán Christian Eckmann admitieron el daño causado a la figura, aunque le restaron gravedad. Eckmann precisó que el deterioro, ocasionado por una resina «epoxy», que se utilizó para adherir de nuevo la barba al rostro, «puede ser reversible». El experto subrayó que la máscara «podría haberse restaurado mejor».