Ir a contenido

The Blues Brothers

Lou Marini: "La gente valora la música real"

JORDI BIANCIOTTO
BARCELONA

La muerte de John Belushi, en 1982, terminó con The Blues Brothers, pero su grupo de músicos sigue rindiendo culto a un repertorio de soul y rhythm'n'blues con poder para levantar al público de sus asientos. The Original Blues Brothers Band, la formación encabezada por los veteranos Steve Cropper (guitarra) y Lou Marini (saxo), integrantes de la formación bautismal, reproducirá estos clásicos esta noche en Sant Feliu de Guíxols, dentro del Festival de Porta Ferrada (22.30 horas). Hablamos con Marini, un músico de apabullante currículo, casado con una madrileña, lo que le permite chapurrear el castellano, aunque en la entrevista se decanta por el inglés.

-Usted era un músico de raíces jazzísticas, miembro de Blood, Sweat & Tears, cuando se vio envuelto en The Blues Brothers. ¿Cómo vivió el inicio de esa aventura?

 

-Estuve en Blood, Sweat & Tears, sí, banda con la que actué en Barcelona, en un teatro famoso (el Palau), muy bonito, a principios de los 70. ¡Conservo un póster de ese concierto! The Blues Brothers, en cierto modo, fueron un feliz accidente. Yo tocaba el saxo en el programa Saturday night live y un día faltaba material y nos pidieron a los músicos que acompañáramos a Dan (Aykroyd) y John (Belushi) mientras cantaban algo. Fue un gran éxito y acabamos montando una banda para abrir los espectáculos de Steve Martin. Fueron diez días en el Universal Amphitheatre, de Los Ángeles. La reacción de la gente fue asombrosa. Recuerdo a Jack Nicholson, con sus gafas negras, gritándome «¡guau!» en las primeras filas. Nos metimos en una película, una gira... Uno de los secretos de la banda fue la diversidad de las personalidades: músicos de blues, rhythm'n'blues, jazz...

-Era un repertorio muy distinto del que usted había tocado.

 

-No crea, desde muy joven he tocado siempre allá donde he podido: publicidad, televisión, bandas sonoras... The Blues Brothers representaban una continuidad de mi tradición como músico.

-¿Veía en Belushi y Aykroyd a unos cantantes o unos actores?

-Belushi era un maravilloso comediante e hizo a la vez un muy buen trabajo como cantante. Era muy carismático. Sensacional. Y Aykroyd tuvo la habilidad de crear un gran personaje. Debo añadir que fueron muy generosos con nosotros. Cuando hicimos la película, uno de los asistentes me dijo: «Tenéis mucha suerte, cuando alguien hace su primera película, normalmente no trata a la gente tan bien como ellos».

-¿Sam & Dave fueron una referencia para ellos?

 

-Sí, por supuesto. Belushi tenía una educación de blues potente. Y ambos escuchaban mucho a Doc Pomus.

-El éxito de la banda coincidió con el auge del punk.

-Sí, es curioso. Aunque nuestro primer disco fue en directo, con mucha energía. Ahora recuerdo que en los 90, no sé si era Green Day o Nirvana, una de esas bandas, tuvo que cancelar un concierto en Noruega, en un gran recinto, y el promotor, amigo nuestro, nos puso en su lugar, y conectamos bien con aquel público.

-En paralelo a The Blues Brothers se enroló en la banda de Frank Zappa, con Randy y Michael  Brecker y otros grandes músicos. ¿Un reto?

-Sí, me gustan los retos en general. La música de Frank era muy difícil y estimulante. Por otra parte, mi vida siempre ha sido muy movida: he podido tener un bolo en un club y, una hora después, una sesión con Dr. John, y luego otra con Aerosmith.

-Siempre se menciona que ha tocado con los Rolling Stones, pero no hay manera de saber en qué disco.

 

-¡Yo tampoco lo sé! Y una vez, estando de gira con James Taylor, un fan me trajo unos álbumes en los que yo tocaba, para que se los firmara, y uno era de Lou Reed... Sally algo...

-¿Sally can't dance?

-Sí, eso es. He grabado sesiones que no sé a qué discos fueron a parar.

-Y participó en la última gira de Barbra Streisand.

 

-Con una orquesta de 60 músicos. Una experiencia fantástica, un poco excéntrica, exigente... Un placer.

-¿The Original Blues Brothers Band es un divertimento para temporadas veraniegas?

 

-Trabajamos tanto cuando podemos, y suele ser en verano. No tocamos mucho en Estados Unidos porque Dan Aykroyd y Jim Belushi (hermano de John) tienen su banda, a la que llaman The Blues Brothers. Buenos músicos, pero hace tiempo que perdimos el contacto con Dan. Para mí The Original Blues Brothers Band es el mejor trabajo a tiempo parcial.

-¿Qué aporta ahora la formación?

-Nuestra misión es mostrar a unos músicos reales tocando música de verdad, improvisando, variando de una noche a otra. Ayer tocamos en Serbia y en el público vimos niños y abuelos cantando juntos. Eso ofrecemos, y no una sesión de discjockey. La gente valora la música real.