Gente corriente

Joan Casanovas: "Bond se ha vuelto más políticamente correcto"

'Agente' de James Bond en España. Forma parte de la expedición de fans que este fin de semana se reúnen en Madrid.

Joan Casanovas: "Bond se ha vuelto más políticamente correcto"

JORDI COTRINA

Se lee en minutos

Este vecino del Eixample barcelonés es el padre de www.archivo.007.com, la web en castellano con más información sobre el mítico agente secreto británico. Sus seguidores se reúnen este fin de semana en Madrid, coincidiendo con el 50º aniversario de Goldfinger y de la muerte de Ian Fleming, el creador literario del personaje.

-No suelo taladrar a la gente con el tema, suena demasiado friki. La cara que van a poner algunos cuando se enteren de que tengo una web de James Bond...

-¿Cómo lo descubrió?

-Tenía 13 años, era verano, estábamos aburridos y mi primo propuso que alquiláramos una película de James Bond. «No sé quién es», le dije. Pero alquilamos Moonraker y flipé. Tenía de todo: tías, coches, armas… En el 2002 apenas había información en castellano en internet y decidí crear la web.

-Hace ya 12 años, eso es constancia.

-Empecé poco a poco, fusilando libros y contrastando informaciones,  y pronto empezaron a contactarme seguidores que aportaban artículos y vídeos. Nos han dado el premio a la mejor página de marca en Facebook votada por sus seguidores en la categoría de ocio, y todo eso con presupuesto cero.

-¿Cuántos bond-adictos son?

-900 en Twitter y 2.400 en Facebook. Los más incondicionales están en nuestro foro y en un grupo de Whatsapp que hemos creado.

-No son muchos...

-Hay más fanáticos de Indiana Jones o La guerra de las galaxias, y eso que James Bond es la franquicia más larga de la historia del cine (aparte de una japonesa). En el 2015 se estrenará el título 24 y la última, Skyfall, está entre las diez películas más vistas de la historia. En Inglaterra, Estados Unidos y Francia los fans son legión, pero aquí no.

-¿Nos hemos perdido algo?

-Bueno, nos hemos perdido muchas ironías del personaje y referencias a la actualidad social y política británica por culpa de la traducción, además de curiosidades como que en España James Bond se toma el martini con vodka al revés.

-¿Cómo al revés?

-Removido, no agitado. En realidad es shaken not stirred, o sea: agitado, no removido. En cada película lo han traducido distinto: mezclado, agitado, removido…

-¿Tiene otras anécdotas lingüísticas?

-Los nombres de las chicas, que ya aparecían así en los libros de Ian Fleming. En James Bond contra Goldfinger, por ejemplo, la mala se llama Pussy Galore.

-¿Se atreve a traducirlo?

-Sería algo así como Gran Cantidad de Chochos. O Ursula Andress, que en Dr. No era Honey Ryder, la Dulce Cabalgadora…

-Parecen sacados de una película porno.

-Exacto, aunque en España Honey se llamó Linda. Lo de las traducciones tiene su intríngulis. A ver cómo coño traduzco yo Quantum of solace... ¡Ay, disculpe!

-¿Por lo de coño? Tranquilo, después de lo de «gran cantidad de chochos», ni se nota.

 

-El personaje se ha adaptado a la realidad y se ha vuelto más políticamente correcto. El Bond literario fuma como un carretero y con Pierce Brosnan dejó de fumar.

-Los personajes femeninos también han dejado de ser mujeres florero.

-Al principio ya había alguna mujer fuerte e independiente, como la agente Triple X de La espía que me amó. James Bond, en esencia, es machista, pero antes lo era mucho más. Es el divertimento perfecto, no hay que buscarle algo muy profundo.

-¿Y no se ha enganchado a agentes más modernos tipo Jason Bourne?

-No, no puedo evitar ver a los nuevos como una copia evolucionada de James Bond.

Noticias relacionadas

-¿Tiene algo en común con el personaje?

SEnDI'm afraid not. Pero en mi boda estuvo bastante presente. Entré en la ceremonia al son de You know my name, de Casino Royale, y brindamos imitando a Pierce Brosnan y Halle Berry en Muere otro día.