Ir a contenido

EFEMÉRIDE FOTOGRÁFICA

10 años haciendo Ruido

La Universitat de Barcelona acoge una exposición que conmemora el décimo aniversario de la organización de fotoperiodistas

Los miembros de la asociación aseguran que la esencia es la misma que cuando empezaron, a pesar del paso del tiempo

CLAUDIA FRONTINO / Barcelona

Los miembros de RUIDO Photo, junto a Silvia Omedes y Lourdes Cirlot, en la UB. 

Los miembros de RUIDO Photo, junto a Silvia Omedes y Lourdes Cirlot, en la UB.  / CLAUDIA FRONTINO

"¡A mi lo que me pasa es que me 'mola' hacer fotos". Esta declaración sincera forma parte del manifiesto fundacional de Ruido Photo, un grupo de amigos apasionados por la fotografía que comenzó un proyecto profesional que ha evolucionado sin abandonar el espíritu que los unió.

Este colectivo celebra ahora su décimo aniversario y, lo que empezó siendo una pandilla de seis estudiantes del Institut d'Estudis Fotogràfics de Catalunya (IEFC), se ha convertido en una familia de fotoperiodistas, diseñadores y amantes de la fotografía documental.

Para celebrar la efeméride, Ruido Photo ha organizado una exposición en el vestíbulo de la Universitat de Barcelona (UB), donde se puede ver la evolución de la organización, así como sus proyectos más destacados. Las fotografías expuestas, enmarcadas dentro del ciclo fotográfico DOCField, son una muestra más que representativa de lo que fue Ruido en sus inicios y de lo que es ahora.

Retrospectiva y 'agenda setting'

Edu Ponces, uno de sus miembros, explica que, a pesar de haber dejado atrás a una parte de sus miembros iniciales, "la esencia es la misma que cuando empezamos: queremos hacer fotoperiodismo para cambiar las cosas". Echando la vista atrás, Ponces confiesa que la organización se ha "sofisticado", ya que ahora hacen "proyectos grandes", pero remarca que con sus reportajes fotográficos lo que quieren es "ser responsables y difundir aquello que pasa".

Que hacer fotoperiodismo no es sencillo hoy en día no es ningún secreto. Si además los temas a cubrir no forman parte de la agenda mediática --la llamada 'agenda setting'-- , todavía resulta más complicado. Ante el reto de fotografiar e investigar temas sin cabida en los periódicos generalistas, el equipo de Ruido decidió vivir de lo que les gustaba: el fotoperiodismo comprometido.

Sus ámbitos de actuación son multidisciplinares y van desde la investigación y documentación, a la formación y difusión, pasando por la fotografía participativa --un concepto en el que hacen hincapié y que consiste en dar cámaras a los protagonistas de las historias--. En estos 10 años, han trabajado mayoritariamente en áreas temáticas como la migración, los conflictos y la violencia, poniendo especial énfasis en historias internacionales.

Brindis 

Con el vestíbulo de la UB lleno de entusiastas como ellos, los chicos de Ruido han agradecido la confianza y el esfuerzo de las personas que les han seguido a lo largo de estos años. Acompañados de la directora del Photographic Social Vision, Silvia Omedes, y de la vicerrectora de la UB de Artes, Cultura y Patrimonio, Lourdes Cirlot, los fotógrafos y el diseñador que forman la familia Ruido han brindado por más años de reportajes y por más aventuras que mostrar.

A la pregunta de "¿cómo os veis de aquí otros 10 años?" Edu Ponces responde: "Haciendo lo mismo. Ojalá que sea con más estabilidad profesional. Espero que sigamos haciendo lo mismo, ¡pero mejor!".