Las cifras de visitantes a los principales museos catalanes

El Picasso pincha en el 2012

El público del centro dedicado al pintor baja un 25,7% y el del MNAC, un14,5%

3
Se lee en minutos
NATÀLIA FARRÉ
BARCELONA

El que hasta ahora era el museo más visitado de Catalunya, el Museu Picasso de Barcelona, perdió el año pasado 377.363 visitantes y el primer puesto en el la clasificación. Y el Museu Nacional d'Art de Catalunya (MNAC), el que debe ser el buque insignia de los centros de arte catalanes, registró una bajada de 136.699 usuarios. Con los museos, a diferencia de lo que pasa con el descenso de afluencia de espectadores al teatro (un 30% en el último cuatrimestre del 2012) y con la pérdida en la recaudación de las salas de cine (entre un 6% y un 7% durante todo el año pasado) no se puede culpar a la subida del IVA, ya que las entradas de los museos, de momento, están exentas del impuesto. Pero sí se puede atribuir a la crisis, puesto que los centros ven mermadas las aportaciones de las administraciones públicas y deben ajustar sus presupuestos, lo que conlleva una menor oferta. Y parece ser que menos propuestas significa menos visitas.

Así, lo ven tanto en el MNAC como en el Picasso, que atribuyen parte de la pérdida de público a haber organizado solo una gran exposición la temporada pasada. Desde Montjuïc apuntan que la diferencia entre un buen o mal año lo marcan las muestras temporales. Para ello remiten al 2011, año en que se celebraron cuatro exposiciones y el centro sumó 942.751 visitantes, y al 2009, año en el que el museo pasó del millón de usuarios, la meta que según el conseller de Cultura, Ferran Mascarell, debería alcanzar el centro anualmente. Pero es que en el 2009 fue cuando se exhibió Visión de España, de Sorolla, una muestra que por sí sola arrastró a más de 250.000 espectadores.

EL ÉXITO DE CAIXAFÒRUM / Las mismas razones aducen desde el Picasso, que la temporada pasada tuvo como propuesta estrella una densa y poco atractiva exposición de tesis sobre el pintor, Archivo F.X. Aunque para los responsables de la calle de Montcada hay otro argumento que ha influido en la bajada de público: el control del aforo. Desde el año pasado que no dejan que las salas se abarroten de gente para permitir a los usuarios un mayor goce de las telas del autor del Guernica.

Y también desde ambas salas se alude al cambio de dirección en los dos centros para justificar el debacle. Bernardo Laniado-Romero cogió las riendas de la pinacoteca dedicada al genio malagueño en marzo del 2012, y en enero se responsabilizó Pepe Serra del centro de Montjuïc. Lo que significa que el 2012 ha sido un año de transición para ambas salas. Las perspectivas para el 2013 parecen más halagüeñas, habrá un programa más llamativo tanto en el MNAC como en el Picasso y este último, además, celebrará su 50º aniversario.

Noticias relacionadas

En las antípodas se encuentra CaixaFòrum, que luce un espectacular ascenso de visitantes: 134.572 más que en el 2011. Pero es que el centro celebró el año pasado su décimo aniversario con un programa muy atractivo para el público: Goya y Delacroix. El primero consiguió congregar a 293.000 visitantes y el segundo a 230.000, de manera que las exposiciones dedicadas al de Fuendetodos y al romántico francés se sitúan como la segunda y la tercera, respectivamente, más vistas del centro en su década de existencia. Solo las supera la muestra que, en el 2004, se dedicó a Dalí (304.000 visitantes), pero es que al genio ampurdanés no lo doblega ni la crisis. Ahí están para confirmarlo las cifras que presentan los tres museos que gestiona la Fundació Gala-Salvador Dalí (Figueres, Púbol y Portlligat) que cada año suman más público y han superado al Picasso.

Se mantienen más o menos igual en cuanto número de visitantes el Museu d'Art Contemporani de Barcelona, que sube un poco respecto al 2011, y la Fundació Miró, que baja ligeramente.