Ir a contenido

GALARDONES

Cultura premia la creatividad del grupo La Zaranda

El Premio Nacional «tenía que llegar alguna vez», afirma la compañía jerezana

EL PERIÓDICO
MADRID

Tras 30 años sobre los escenarios de España y América, los miembros de La Zaranda celebraron ayer emocionados la decisión del Ministerio de Cultura de otorgarles el Premio Nacional de Teatro, dotado con 30.000 euros. La compañía jerezana, según el jurado, es capaz de aunar «una comprometida puesta en escena» con un texto «que entronca con la tradición del esperpento a través de un lenguaje de gran carga poética».

«Todavía no me lo creo. Me ha pillado de sorpresa, no entraba en mis planes», aseguró a la agencia Efe el director de la compañía, Francisco Sánchez, que vive con un pie en Jerez y otro en Madrid, y al que todo el mundo conoce como Paco de La Zaranda. En su opinión, uno de los principales valores de la compañía es su apuesta clara y decidida por el teatro de creación. «Hacemos, resumió, obras vivas en las que lo más importante es lo que sienten nuestros espectadores».

Uno de los montajes que destacó el jurado, presidido por el director del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y la Música, Félix Palomero, fue el de Futuros difuntos. La obra muestra cómo unos enfermos mentales juegan a ser los dueños de su vida, los médicos de su locura.

Eusebio Calonge, autor de los textos de la compañía, explicó que el Nacional de Teatro «tenía que llegar alguna vez». Se trata de un justo reconocimiento a una labor «honesta y humilde» cuyo único objetivo es defender un tipo de teatro y trabajar «lejos del ruido y de las estrategias mercantiles del espectáculo». La Zaranda, efectivamente, lleva a gala preservar lo esencial y desechar lo inservible. Sus montajes no tienen estereotipos y sí un lenguaje propio que invita a la reflexión.

OLVIDADOS EN ESPAÑA / A pesar de los agradecimientos, el fundador de la compañía tuvo también palabras que destilaron cierta amargura al confesar que La Zaranda se siente más querida en el extranjero que en  España. Especialmente, en la «mágica» América. «Hay una Zaranda antes y otra después de haber ido allí. América nos ha dado fuerzas para seguir adelante», subrayó Francisco Sánchez. «En España, salvo excepciones, nos hemos sentido dejados de lado. Aunque ahora, por fin, el reconocimiento nos ha llegado a través del Nacional de Teatro», añadió el director de la compañía, autodenominada Teatro Inestable de Andalucía la Baja.

Sánchez restó importancia a la crisis económica que azota al mundo y aseguró que la única crisis que a ellos les pone de verdad los pelos de punta es la de las ideas, la espiritual, «la que provoca que no tengas nada que decir». Esa, desde luego, no parece afectar a La Zaranda.

Temas: La Zaranda

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.