Ir a contenido

ÓBITO

Miquel Cors fallece a los 61 años de un ataque cardiaco

El actor fue el recordado Antoniu de 'Poblenou', el primer culebrón de TV-3

JOSÉ CARLOS SORRIBES
BARCELONA

En los 26 años de historia de TV-3 pocos personajes han calado tanto entre la audiencia como el Antoniu de Poblenou, el primer culebrón del canal público catalán, que estuvo en pantalla desde enero hasta diciembre de 1994. Miquel Cors, el actor que encarnó al peculiar dueño del supermercado que era el gran escenario de la teleserie, falleció el jueves en Valldoreix, su lugar de residencia, por un ataque cardiaco.

La fama le llegó a Cors tras una larga carrera escénica, aunque empezó en la música como cantautor y llegó a grabar cinco discos. Destacó tanto por su capacidad interpretativa como por su carácter contestario y rebelde, que no le abandonó nunca. Así, fue miembro activo de la Assemblea d'Actors i Directors que intentó dar un giro a la escena catalana en los años 70, acorde con aquellos tiempos de cambio político.

IRASCIBLE Y TIERNO / En su etapa teatral trabajó con directores como Josep Maria Flotats, Mario Gas, Calixto Bieito o Esteve Polls. Pero el prestigio acumulado derivó en una enorme popularidad con su composición del protagonista de Poblenou, Antonio Aiguader, capaz de pasar en un pispás del arranque más irascible a un instante de ternura hacia su mujer, la sufrida Rosa (Margarida Minguillon). Poblenou, además, sirvió de rampa de lanzamiento para actores como Joel Joan o un jovencísimo Quim Gutiérrez.

El serial que escribió Josep Maria Benet i Jornet tuvo tanto éxito que Antena 3 lo recuperó, doblado al castellano, con el título de Los mejores años. Con tanta exposición televisiva, Cors casi se convirtió en el pregonero oficial de cualquier fiesta mayor de Catalunya. No le sobraban motivos para declarar por aquellos años que quería deshacerse del fantasma del Antoniu.

FUERA DE FOCO / Sin embargo, de la misma manera que le asaltó la fama cayó en el olvido. Después de hacer en el Teatre Arnau el monólogo Culékulé, de Xavier Bosch, sobre un seguidor enfermizo del Barça, Cors desapareció de la escena teatral, aunque mantuvo su presencia en la televisión con otra de serie de TV-3, Laberint d'ombres. Unos problemas de salud le retiraron de forma temporal, y esa salida de foco casi fue definitiva. El doblaje, junto a esporádicas apariciones en el cine, se convirtió en su principal actividad.

Después de una década larga de ausencia de los escenarios, Marta Angelat le recuperó esta temporada en Sarabanda, de Ingmar Bergman, que se estrenó en el TNC y se vio luego en el Teatro Español de Madrid. Cors se casó con Sílvia Munt, con quien tuvo una hija, y tenía otros dos hijos de un primer matrimonio. Tras separarse de Munt, mantuvo una larga relación con Nina.

Temas: Silvia Munt Nina

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.