Ir a contenido

POP

Love of Lesbian se estrena con una orquesta hoy en Sant Cugat

El grupo barcelonés recrea su repertorio arropado por la ONCA

J. B.
BARCELONA

Love of Lesbian se alía esta noche en Sant Cugat con la Orquestra Nacional Clàssica d’Andorra (ONCA), un desafío que su cantante, Santi Balmes, dedica a sus fans de siempre. «A los seguidores que nos han visto 29 veces en directo. Nos sabe mal repertirnos», apunta Balmes. Para la ONCA también es una experiencia refrescante. «Nos aburriríamos si siempre tocásemos música clásica», asegura su director, Gerard Claret.

Es la primera vez que Love of Lesbian toca con una orquesta y sus integrantes confiesan sentir «cierto vértigo» ante una experiencia que, en la opinión de Balmes, «es como unir un Mac y un Windows». Pero se han rodeado de colaboradores de confianza que tienden una red de seguridad: dos directores musicales, el productor del grupo, Ricky Falkner, y el compositor de bandas sonoras Fernando Velázquez (El orfanato, Spanish movie), se han encargado de cuadrar partituras y arreglos.

El repertorio consta de 14 canciones, todas procedentes de los últimos discos de Love of Lesbian. «Las que mejor aceptan ese lenguaje orquestal», precisa Falkner. Alguna de las piezas será interpretada a solas por el grupo. Velázquez se sumará como violoncelista. La experiencia ha movilizado a los fans, que hace días agotaron todas las entradas.

ARREGLOS DE CINE / Balmes cree que «han salido unos arreglos muy de banda sonora» que ligan con la esencia del grupo. «Siempre nos dicen que nuestras letras son tan cinematográficas...» La ONCA tiene experiencia en voces de la música popular (Susana Rinaldi, Nina, Amaral).

En otros tiempos, las asociaciones de grupos de pop y orquestas eran acusadas de pretenciosas. Ahora, después de que artistas de géneros muy variados las hayan consumado sin provocar rechazo en su público (de Metallica a Björk pasando por Antònia Font), las partes implicadas las afrontan más como aventura que como provocación. El recital, con dirección artística de Albert Puig, está integrado en el ciclo de fusiones artísticas Camaleons, del Teatre-Auditori de Sant Cugat.